Acuerdo UIA-CGT: fijan un tope del 25% para la rebaja salarial de trabajadores suspendidos

Después de intensas negociaciones el gremio y el sector industrial acordaron que ningún empleado que no esté en funciones, cobre menos del 75% de su salario.

Un acuerdo entre la UIA, la CGT y que tiene el aval del Gobierno define el tope de descuento salarial que se podrá hacer a los empleados que se suspenderán en el sector por falta de tareas.

El tope será del 25% del sueldo neto y será el monto en el que se tendrá que orientar las empresas y los sindicatos que están en proceso de negociación por la eventualidad que genera la cuarentena.

En el fondo, queda establecido en el acuerdo entre los organismos que las personas que no tengan tareas y estén suspendidos cobrarán el 75% de su sueldo neto, como mínimo.

Quedarán excluidos de sus alcances "los trabajadores que hayan establecido con su empleador las condiciones en que prestarán servicios desde el lugar de aislamiento" y también los pertenecientes a los grupos de riesgo, es decir los mayores de 60 años, embarazadas o con patologías preexistentes.

El 75% será el monto sobre el cual deberán realizarse la totalidad de los aportes y contribuciones por la ley 23.660 y 23.661 y el pago de la cuota sindical.

El sindicalismo pedía en principio un tope de descuento del 20%, una cuestión que no viable para el empresariado. Pero tras la discusión hace una semana fue el dictado del decreto 376, que compromete el 50% del pago del salario por parte del Estado (hasta un máximo de $33.750 por empleado) y el descuento de las contribuciones patronales, se apuró la definición.

Esta nota habla de:
Más de Covid-19