Juan Martín Del Potro lanza su vino mendocino

Delpo estuvo en Mendoza, recorrió todas las empresas involucradas en que salga su vino. Qué características tendrá.

El extenista argentino Juan Martín del Potro estuvo recorriendo Mendoza para interiorizarse sobre la actividad vitivinícola e involucrarse en el mundo de los vinos. En este sentido, el campeón de la Copa Davis en 2016 tiene en mente el lanzamiento de una nueva bebida que llevará impreso en la etiqueta "Juan Martín Del Potro Resiliencia".

A los 35 años el campeón del US Open en el 2009 y ganador de una medalla en los Juegos Olímpicos comenzó su nueva etapa y se asoció con Andes Growers para convertir en una realidad su vino. El oriundo de Tandil tuvo dos jornadas de intenso trabajo para conocer los pasos de la producción del vino visitando a proveedores de insumos secos y definiendo cuáles serán los productos que se utilizarán para la elaboración de su marca.

Delpo visitó Grupo Altasur, representantes en Sudamérica de Diam, los tapones de corcho liberados de las moléculas que originan desviaciones organolépticas como el TCA, responsable del denominado "sabor a corcho". Luego pasó por Altieri, una empresa líder en la fabricación de cápsulas para vinos y espumantes. Y para cerrar el primer día de visitas, estuvo en Palero Impresores, una empresa familiar con más de 85 años en el mercado y en la industria gráfica. Además, se encuentran muy bien posicionados en la confección de etiquetas para vinos.

El segundo día de la agenda de Juan Martín estuvo dedicado a la visita por la Bodega Puerta de los Andes, el último establecimiento vitivinícola ubicado en Luján de Cuyo dónde junto a Jonathan Tari -responsable de Andes Growers- y Guillermo Boito -representante de la bodega-, recorrieron las instalaciones. Allí la Torre de Tandil recibió una capacitación de parte del enólogo Rolando Lazzarotti -responsable técnico de sus vinos-, con quien definió el corte para su bebida.

El vino de Delpo

El vino es un blend de Malbec de diferentes terroirs, provenientes de Gualtallary, El Cepillo, Chacras de Coria, entre otras zonas. Estibados en roble francés de primero y segundo uso, y un porcentaje de la actual cosecha 2024 sin madera, ensamblando complejidad y fruta; vino que apuntará a un segmento Premium. La línea se completará con un espumante, compuesto por Chardonnay y Pinot Noir.

El ahora extenista explicó: "Vine a Mendoza para definir la producción y evolución de mi vino". Además, sostuvo: "Vine a Mendoza para definir diferentes aspectos de la producción y la evolución de mi vino, y pronto se los voy a compartir. La idea del vino surge de hace ya tiempo atrás. El motivo por el cual no lo hice antes fue por el tenis, y por el cual tampoco tenía tiempo de involucrarme tan de lleno como lo estoy haciendo ahora. Así que creo que es un momento ideal de mi vida para poder dar este nuevo paso, esta nueva aventura, incursionar en todo lo que es el vino y, por supuesto, también disfrutar de todo este mundo que es algo nuevo para mí pero que lo estoy haciendo con mucha pasión".

Por otro lado, manifestó: "Hay una asociatividad con la gente de Andes Growers -sostuvo Del Potro- y son los que me empujaron a que este proyecto se pueda hacer realidad, los que me fueron inculcando cosas nuevas acerca del mundo del vino, y fue muy importante para tomar la decisión de poder encarar esta etapa y este desafío, así que ahora estoy acá en Mendoza y conociendo, aprendiendo sobre todo y con muchas ganas de que esto se haga realidad y que salga de Argentina para el mundo".

Al mismo tiempo, Juan Martín Del Potro hizo referencia a los insumos secos que llevarán sus vinos e indicó: "Estuvimos en Diam y elegimos un Diam 30, que es el que va a ir en mi vino. Me brindaron una gran charla, aprendí mucho de lo que es todo el proceso del corcho, hasta tener el tapón que va en la botella y vale la pena aprender sobre eso. Después continuamos en Altieri, que tengo entendido son los mejores en cápsulas y también ese es un mundo que me sorprendió, que no imaginaba que era así, que hay miles de procesos y detalles muy chiquitos que hacen que después al final del día tengas la cápsula a tu gusto, pero que no es nada sencillo. Y por último estuvimos en la imprenta (Palero), definiendo la etiqueta, los colores, los tonos, la tipografía. Y también, algo que creía que era bastante sencillo, después tiene todo su mundo detrás, porque cada colorcito, su tono o su tamaño de tipografía o esas cosas pueden variar en el producto terminado. Fueron jornadas de mucho trabajo, pero trabajo lindo porque lo disfruté".

Por último, se refirió al nombre de su vino y expresó que "al nombre se llegó con esta palabra que me identifica bastante, que es resiliencia y ha sido una buena combinación acompañándolo de mi nombre, y creo que puede impactar, porque fue algo que pasó durante toda mi carrera, que es un poco la vida misma, de obstáculos, de piedras que van apareciendo en los caminos y hay que sortearlas, hay que caer, levantarse, volver a levantarse y continuar. Y creo que encontramos muchas cosas en común entre la palabra resiliencia, mi nombre, mi carrera, todo lo que fue el mundo del tenis para mí y la idea es poder reflejar en el vino".

Esta nota habla de: