El plan de China para asegurarse un tercio del litio del mundo

El avance de las empresas de ese país en todo el mundo busca sumar el mineral estratégico en todo lugar posible, entre ellos la Argentina.

 China cuenta sólo con el 8% de las reservas mundiales de litio, pero sus empresas ya dominan el mercado del refinado del mineral alrededor del mundo.

El objetivo del gigante asiático es asegurar para su industria un tercio del litio que necesitará el mundo para avanzar a la electromovilidad.

Sin embargo, algunos especialistas alertan por ese avance, porque las está llevando a comprar participaciones en minas de todo el mundo en desarrollo, ya que se enfrentan a una resistencia cada vez mayor en los países occidentales.

De acuerdo a lo que indica La Tercera, se trata de una estrategia arriesgada. China gasta miles de millones de dólares en participaciones en países con un historial de inestabilidad política, resistencia local y nacionalismo de recursos.

Sin ir más lejos, muchas de las inversiones que están llegando a la Argentina provienen del gigante asiático.

La crítica de CFK a la política de explotación del litio en la Argentina

Si tiene éxito, China podría asegurarse el acceso a un tercio de la capacidad mundial de producción de minas de litio necesaria para 2025, según las estimaciones del sector. El mineral es uno de los componentes de las baterías de iones de litio que alimentan los vehículos eléctricos y los teléfonos inteligentes. 

Ese apuro se debe a la preocupación de que su pujante industria de vehículos eléctricos pueda tener dificultades para acceder a los suministros a medida que aumenten las tensiones con Estados Unidos y sus aliados. 

Canadá y Australia, con algunas de las mayores reservas de litio del mundo, bloquearon recientemente nuevas inversiones chinas por motivos de seguridad nacional. 

En los dos últimos años, las empresas chinas han gastado US$ 4.500 millones en adquirir participaciones en casi 20 minas de litio, la mayoría de ellas en América Latina y África, de acuerdo a datos recopilados por Rystad y Benchmark.

Además, son cada vez más países los que ponen restricciones o analizan cómo manejar el mineral. 

En diciembre, Zimbabue prohibió la exportación de litio sin procesar, obligando a las empresas extranjeras a procesarlo allí. En febrero, el gobierno mexicano firmó un decreto para acelerar la nacionalización de las reservas de litio del país. Y en abril, Chile propuso que las empresas privadas se asociaran con una empresa estatal si querían extraer litio. 

Bolivia, que ha consagrado en su Constitución la nacionalización de sus recursos minerales, es uno de los lugares donde China está invirtiendo fuertemente.

Esta nota habla de:
Más allá de nuestros deseos de triunfo, ¿quién creés íntimamente que ganará el primer partido de la Copa América?