En el Gobierno cuentan los días para que llegue el desembolso de US$4.100 millones del FMI

Por ahora el Fondo no cambiará las metas de emisión, déficit fiscal y acumulación de reservas del Banco Central. En todas la Argentina está complicada para cumplir en la próxima revisión. En cuanto a la inflación, se ajustará el índice requerido, ya que el 48% del acuerdo quedó obsoleto.

El directorio del Fondo Monetario Internacional (FMI) se reunirá el viernes 24 de junio para tratar el acuerdo a nivel staff sobre la primera revisión de los objetivos cuantitativos cumplidos por la Argentina en el primer trimestre del corriente año, lo que permitirá dar luz verde al desembolso de US$4.100 millones.

El proceso implica que los fondos llegarán una vez que el directorio apruebe formalmente la auditoría de las cuentas públicas nacionales que ya tiene el visto bueno. La preocupación no es por este período de revisión, sino por lo que sucederá cuando se comiencen a revisar las cuentas del segundo trimestre, las cuales implicarán el incumplimiento de las metas que fijó el Fondo.

"Se estima que el Directorio (del FMI) estaría tratando este acuerdo el día 24 de junio. Apenas se apruebe llegan los desembolsos. No hay ningún contratiempo, es absolutamente estándar. Se cumplen con todos los tiempos previstos", señaló Martín Guzmán.

El ministro dijo que en la auditoría aprobada por los cuadros técnicos del organismo, se siguió "un procedimiento que es absolutamente estándar, básico en el funcionamiento del FMI, en el que se completa la revisión en un trabajo entre el staff del FMI y el Gobierno argentino".

La Argentina y el staff del organismo alcanzaron esta semana un acuerdo técnico que dio por aprobada la primera revisión del programa vigente.


El vocero del organismo, Gerry Rice, confirmó al día siguiente que la Argentina cumplió las metas y remarcó que se acordó con el país mantener la pauta de los objetivos anuales, aunque admitió que el "sendero" de aquellas variables a nivel cuatrimestrales, y algunas metas indicativas como la inflación, sufrirán alteraciones respecto de lo pautado en el acuerdo firmado a fines de marzo, debido al "shock" que produjo la guerra entre Rusia y Ucrania.

"Acordamos que las metas anuales no serán cambiadas, es algo importante para mejorar la estabilidad y la recuperación económica", señaló el portavoz.

A saber, las metas que quedarían inalteradas son la pauta de emisión monetaria del Banco Central, relacionadas con la asistencia del Banco Central al Tesoro, que no debe superar el 1% del PIB; el déficit fiscal, que no podría superar el 2,5% del PBI en el año, y la acumulación de reservas, que debería crecer en al menos 5.000 millones de dólares a lo largo de 2022.


Esta nota habla de:
¿Estás de acuerdo con la prohibición de la Ciudad de fumar en determinados espacios abiertos?