Guía práctica: cómo ganar $20.000 extras con Airbnb

La plataforma permite generar mayores ingresos que un alquiler tradicional. Informal o no, la alternativa que millones de usuarios utilizan a nivel mundial supera en oferta de alojamientos a la de los hoteles.

"Decidí publicar mi departamento en Airbnb por la necesidad de tener un ingreso extra. Era fácil, rápido y con un juego de sábanas de más me metía en el negocio". De esta manera, Diego cuenta su experiencia en la plataforma de hospedajes de casas o departamentos que ya superó al sistema tradicional hotelero. "Entró la primera reserva, armé una mochila y dejé mi casa", completó. 

El caso de Diego es sólo uno de los tantos que hay en Mendoza, donde la llegada de turistas otrora generaba una complicación, ya que en ocasiones no había hospedaje disponible e incluso algunos terminaban descansando en hoteles alojamiento ("telos"), y ahora es una gran oportunidad para quienes nunca pensaron dedicarse al negocio.

De todas maneras, aún hay cierto recelo sobre Airbnb, ya que puede interpretarse como un negocio informal y que no aporta al fisco lo que sí aporta un hotel tradicional. Por eso, muchos de los consultados prefieren el anonimato, pero aportaron información para armar una guía práctica para ganar un extra de 20 mil pesos al mes.

-Primer paso, como en toda red social: aparentar

"Es cuestión de que el departamento o la casa luzcan bien. Que tengan preferentemente muebles con estilo y que la luz sea la correcta", aporta uno de los consultados, quien subalquila su monoambiente en el microcentro. "Así las fotos van a generan esa sensación de comodidad que uno encuentra en casa, o mejor aún, esa sensación de vacaciones y relax que vuelven al inmueble irresistible", completa.

-Segundo paso: publicar y cobrar

"Una vez publicado el aviso en la plataforma, ya sos huésped: respondés inquietudes y esperás valoraciones. Te dan 5 estrellas, te elogian en distintos idiomas", destaca alguien que ostenta una excelente calificación. "Una transferencia bancaria entra como 'pago a proveedores'. Y todo por cederle el 3% al gigante de alojamientos on line a nivel mundial", agrega, sobre la comisión que tiene que pagar.

Hoy en día, la oferta por Airbnb supera a la oferta de hoteles tradicionales. Según datos de la Asociación de Hoteles, Restaurantes, Confiterías y Cafés, en la Argentina hay 490.000 plazas de alquiler temporario a través de plataformas online, contra 420.000 plazas hoteleras.

"No tenemos datos de cantidad de hospedajes que se ofrecen ni qué nivel de reservas manejan, ya que sólo contamos con el registro de los alojamientos habilitados", señalaron desde el Ministerio de Cultura y Turismo, aunque la plataforma muestra más de trescientas opciones sólo en la Ciudad de Mendoza.  

De acuerdo con los usuarios de Airbnb, "es realmente fácil y rápido cumplir con los pasos y las exigencias que el sistema requiere para convertirse en huésped". En menos de 30 minutos, con el DNI a mano, se puede obtener una cuenta y configurar los requerimientos como anfitrión, elegir qué días alquilar, cobrar o no cobrar por la limpieza, o el horario del check in y del check out. Todo es un acuerdo entre partes.

Es habitual que el huésped potencial pregunte antes de reservar, que se saque las dudas. Ahí se encuentra una de las claves para crecer en reservas: ser rápido a la hora de responder. Esto no sólo denota compromiso, también implica llegar antes que los demás a las consultas, lo que se traduce en más posibilidades de cerrar la reserva antes que otros.

Airbnb cobra el 3% del valor total de la reserva. El precio lo pone uno, más allá de que la plataforma arroja un valor estimado por zona, ambientes y características. El pago llega entre 48 y 72 horas después de que el huésped hizo el check in. Rápido y sin deducciones más que la comisión mencionada. Aquí se plantea una de las mayores objeciones de hoteleros y estado: nadie paga impuestos por "ceder su casa por algo de dinero".

En un relevamiento con huéspedes propietarios de distintos inmuebles de Mendoza, surge la idea de que es más fácil alquilar espacios para dos personas que para seis. Las parejas siempre quieren visitar las bodegas y abrazarse en la montaña. Conseguir una familia de seis o un grupo de amigos, es un poco más difícil.

Con respecto a números que se pueden esperar en base a ingresos durante enero y febrero:

- Un departamento en la Ciudad de Mendoza con una habitación para dos personas, tiene un valor promedio de $1.400 por noche.

- El ingreso promedio para los meses de enero y febrero, alcanzó los $19.322 por mes.

- En 30 días, las reservas para los meses venideros superaron los $33.000.

Armar la mochila e irse de casa a lo de algún amigo o familiar, no es una decisión fácil. Mucho más simple es esta alternativa, para quienes tienen inmuebles en alquiler, y deciden salirse del sistema tradicional. Tampoco parece fácil para la industria hotelera, que destina el 47% de sus ingresos a cumplir con las cargas impositivas que las nuevas plataformas no poseen.

Esta nota habla de:
Te puede interesar
¿Cuánto debe ganar un senador nacional?