Guzmán dijo que no quiere confrontar con BlackRock, pero no descarta que no haya acuerdo

El funcionario nacional manifestó su voluntad de acordar con ese grupo de bonistas y mencionó específicamente a BlackRock. Sin embargo, dijo que también está la posibilidad de que no se resuelva toda la deuda.

El ministro de Economía Martín Guzmán se refirió este martes a la propuesta para los acreedores, pero específicamente habló de la situación con los fondos más duros.

El funcionario nacional manifestó su voluntad de acordar con ese grupo de bonistas y mencionó específicamente a BlackRock, uno de los bonistas más importantes con el que no hubo un diálogo constructivo y en un momento dejaron de negociar.

"Esperamos que en los próximos días haya un comunicado en contra y después se tomen un tiempo para decidir. Hicimos el máximo esfuerzo dentro de lo que podemos cumplir. Si no pudiéramos cumplir no tendría sentido. Con ese sector existió diálogo pero no nos pusimos de acuerdo. Nuestra intención es ponernos de acuerdo con BlackRock, no queremos confrontar", explicó en una entrevista con Radio con Vos.

Sobre la propuesta presentada indicó que "Argentina necesita resolver este problema de deuda insostenible para tener condiciones de recuperación y un país más estable y dinámico. Transitamos un proceso complejo y con esta oferta se cierra. Argentina muestra una gran voluntad de acordar, hicimos un gran esfuerzo. Básicamente, ahora la decisión está del lado de los acreedores".

Respecto a los avances, explicó que "por un lado hemos tenido acuerdos con un número de acreedores, hubo un diálogo constructivo, pero hay un grupo de inversores muy importante con el que no y en un momento dejaron de negociar, plantándose en una situación que Argentina no podía sostener".

Guzmán diferencio los dos grupos de deuda que están renegociando. "La que se emitió a partir de los canjes 2005 y 2010, y la que se emitió a partir de 2016, que es la mayor parte, bajo el gobierno anterior. Para esta última deuda lo que se requiere es que las dos terceras partes de los tenedores de deuda acepten, más la mitad de cada bono", dijo.

En ese mismo sentido, agregó que "ahora Argentina está considerando también la posibilidad de no llegar a resolver todo y resolver una buena parte. Nosotros vamos a considerar cerrar con una parte arreglada".

"Sería que no se llegue a las mayorías para cerrar el 100 por ciento de la deuda, que quede una parte reestructurada y no el 100 por ciento. Argentina obviamente consideraría tomar eso, porque ya es un avance", resolvió.


Esta nota habla de:
Este Día del Padre se festeja...