El 60% de los niños en barrios vulnerables tienen problemas de malnutrición

Diego Álvarez, director de la Fundación Conin, habló sobre el rol de la fundación en la distribución de la leche proporcionada por el Estado, cómo se lidia con las críticas y dejó algunos datos alarmantes sobre la desnutrición infantil.

La Fundación Conin será una de las encargadas de distribuir la leche dispuesta por el Estado y esto despertó críticas de parte de algunos sectores. El director de la fundación Diego Álvarez habló con Gabriel Conte y Hernán Bitar en "Tenés que saberlo", por Radio Jornada 91.9, y explicó la posición de la ONG, además de brindar algunos datos alarmantes sobre la malnutrición infantil.

Marinelli: "El del río Atuel no es un tema del sur, sino de toda Mendoza"

"Me parece que cuando hay urgencias, uno tiene que tomar riesgos. Que se digan barbaridades ya es una constante en nuestro país. Es una fundación que desde hace 30 años lo único que hace con aportes privados es atender a niños desnutridos, que es el punto más débil que tiene esta sociedad. Nosotros sabíamos perfectamente los riesgos de quien opina barbaridades sin saber o es utilizado políticamente o para otros intereses, pero lo vivimos igual: con responsabilidad, compromiso y las familias están necesitando estos alimentos, en este caso la leche", señaló Álvarez

El director de la Fundación explicó que tienen más de 110 centros y que este puede ser uno de los motivos para que los eligieran para realizar la distribución final, aunque marcó la importancia del rol del Estado: "Sin consideraciones políticas de quién lo tiene que distribuir, me parece que está claro que el Estado es el único que tiene escala para poder hacerlo, nosotros lo vamos a distribuir en el último tramo, pero el Ejército tiene la escala como para poder distribuirlo rápidamente en pocos días en todos los centros Conin", señaló.

Álvarez señaló que durante la gestión de Mauricio Macri recibieron ayuda durante 2 años, pero que siempre se han manejado con los aportes de donantes privados: "Se han dicho millones de barbaridades. Algunas muy comprobables, como que Mendoza es una provincia riquísima. Es bueno saber que Mendoza tiene una pobreza que está por encima del promedio nacional, ese es un primer dato que habría que analizar. Podemos estar en una provincia lindísima, recibimos turismo, pero eso no significa que no exista la pobreza. Por otro lado, no hemos tenido ningún contacto con el ministro Petri. Seguramente si él hubiera querido hacer una campaña, lo hubiera distribuido por otro medio, no de una ONG que no tiene identificación partidaria como la Fundación Conin", explicó.

Por otro lado, el director de Conin señaló que la asistencia en los centros ha aumentado y marcó un número alarmante que detectan dentro de las zonas más vulnerables: "En todos los barrios vulnerables del país, alrededor de 30 o 32% de los niños tienen algún grado de desnutrición y otro 30, 32% con niños con algún fenómeno de malnutrición como obesidad. En las zonas más pobres, alrededor del 60% de los niños tienen algún problema de malnutrición. Eso debería movernos a no hacer ninguna especulación política, a movernos rápidamente con eso. Los problemas de hoy se solucionan hoy, pero no solucionar esto es un problema de mañana, esos chicos no podrán desarrollarse de ninguna manera como podrían hacerlo mis hijos", explicó.

Para concluir, Álvarez señaló la importancia de la nutrición en los dos primeros años y cómo un niño puede tener serios problemas de desarrollo si no consume las proteínas necesarias: "El chico que en los primeros dos años no recibe las proteínas necesarias no va a tener desarrollo neuronal, no va a poder desarrollarse en ningún nivel de escolarización y no va a alcanzar los niveles que podría alcanzar un niño alimentado con las proteínas que corresponden. Es un tema que se juega los próximos 30 años. Uno tiene que entender que ese 30% de chicos con una nutrición no adecuada, es un 30% menos de recurso humano que la sociedad pierde para cualquiera de sus actividades", explicó.

Esta nota habla de:
Más allá de nuestros deseos de triunfo, ¿quién creés íntimamente que ganará el primer partido de la Copa América?