Barras del Colo Colo atacaron a hinchas del Tomba en una estación de servicio

En horas de la madrugada, un grupo de hinchas de Godoy Cruz fue atacado por barras del Cacique y sufrieron la rotura de su vehículo, quedando varados en Chile. El relato de una de las víctimas.

Luego de la eliminación de Godoy Cruz de la Copa Libertadores a manos del Colo Colo de Chile, un grupo de hinchas tombinos sufrió el ataque de barras caracterizados del equipo chileno cerca de las 3 de la mañana en una estación de servicio en las afueras de Santiago. Ignacio Moreno, una de las víctimas, contó lo sucedido en "Tenés que saberlo", por Radio Jornada 91.9.

"Estamos en una Copec, nos habíamos parado a cenar después del partido. A la salida de la cancha nos cambiamos de ropa para andar de civil y evitar problemas. Parece que cuando estábamos cenando vieron la patente argentina y se bajó un grupo de 7 u 8 personas y entraron prepoteando, insultando, provocando. Empezaron a revolear sillas y tuvimos que meternos dentro de la cocina", narró Ignacio, agregando que sufrió un sillazo en la cabeza.

Ignacio contó que, al retirarse, los agresores destrozaron el auto: "El parabrisas está explotado, la luneta también. Los vidrios del lado izquierdo no están, los dos espejos tampoco. Se llevaron la llave y acá estamos. No tenemos respuestas de nadie", explicó, agregando que aguardan respuestas de parte del cónsul argentino y que se encuentran a unos 20 kilómetros de Santiago.

"Gracias a Dios estamos bien, fue solo el sillazo y los daños materiales. Por suerte no nos pudieron robar las cosas a nosotros, cada uno tiene su celular y pudo comunicarse con su familia. Tenemos mucha impotencia, pero tenemos nuestros documentos y el papel que te dan para ingresar a Chile", explicó la víctima, agregando que en total son 4 y que evalúan maneras de poder movilizarse.

Al no tener la llave del vehículo, no pueden trasladarlo y una grúa en Chile, según palabras de Ignacio, cobra cerca de 250 mil pesos chilenos por llevarlos hasta el paso: "No tenemos ese dinero, es un gasto que jamás pensamos que íbamos a tener. Viajamos el jueves a la madrugada porque era un viaje por el día: venir, ver el partido y volver a Mendoza".

Sobre los atacantes, Ignacio señaló que eran barras del equipo local: "Nos mostraron tatuajes con la insignia de la barra brava de Colo Colo y nos hicieron entender que era a modo de venganza. Nosotros no somos barras, somos laburadores y no estamos en ese ambiente. Somos hinchas de Godoy Cruz", explicó, a la vez que comunicó que, según la información que le brindaron los carabineros, que llegaron a los 15 minutos, no han habido otros incidentes en el país trasandino.

Ignacio señaló que están a la espera para ver cómo ir hasta la fiscalía para retirar la denuncia y también intentar dialogar con el cónsul argentino: "Da mucha bronca, yo al club lo voy a seguir amando, pero culturalmente no estamos preparados para esto".

¿Argentina debe tomar partido activo en el conflicto del Medio Oriente?