¿Cambiar el eje es mentir?

El exlegislador radical Aníbal Rodríguez critica a los anteriores gobiernos del PJ enfocado en la situación que se vive en torno a la represa Portezuelo del Viento.

Celso Jaque, el autor del "mapa del delito" y de "voy a bajar el delito el 30% en los primeros seis meses... y esto para empezar", promesas incumplibles e incumplidas, que le permitió ganar la gobernación de Mendoza en el 2.007, solamente superadas por la de Alberto Fernández cuando prometió en campaña aumentar el 20% a los jubilados el 10 de diciembre, día en que asumiera su Presidencia de la Nación, y que obviamente no se cumplió, y aún peor, bajó el ingreso a los jubilados pidiéndoles "solidaridad".

Celso Jaque, muy mal gobernador de Mendoza, solamente superado por su sucesor, Francisco "Paco" Pérez, quien fuera su ministro de Obras Públicas y gobernador entre el 2.011 y 2.015, fue funcionario del Ministerio de Hacienda de Mendoza, diputado provincial, Intendente de Malargüe, legislador nacional, gobernador de Mendoza, embajador argentino en Colombia, asesor en el Senado de la Nación y actualmente miembro del Directorio de YPF.

Celso Jaque vuelve a las andadas, vuelve a mentir una vez más. Por suerte esta mentira no traerá las mismas consecuencias que las anteriores, probablemente porque él mismo no tenga predicamento entre los mendocinos y probablemente igual suerte le corra dentro del justicialismo, partido en el cual militó siempre. Sin embargo, la mentira en la que hoy incurre, a mi criterio es grave tratándose, no solo por provenir de un ex gobernador, sino por el contexto actual y por el estado de ánimo de muchos mendocinos, y particularmente por muchos malargüinos, ello como consecuencia de la brutal y alevosa intromisión del gobierno nacional de Alberto Fernández en la obra multipropósito Portezuelo del Viento.

En medios provinciales hizo algunas declaraciones respecto a la gravísima situación presentada repentinamente para la concreción de la obra referida, ente otras cosas dijo, particularmente en radios sanrafaelinas "...yo impulsé la primera licitación de Portezuelo y el radicalismo se opuso al convenio con La Pampa" , "...si el radicalismo me hubiera apoyado en este convenio se terminaban los reclamos de La Pampa", entre otras cosas.

Para quien no lo sepa, o no lo recuerde, o prefiera no recordarlo (tal el caso, parece, de Celso Jaque), al convenio al que hace referencia, data de agosto de 2.008 y firmado por los gobernadores de La Pampa, Mendoza y ministros nacionales, mediante el cual se harían acciones conjuntas y obras para dotar a La Pampa de recursos hídricos provenientes del río Atuel, ente esas acciones, el famoso inciso K de la Cláusula 10 de ese convenio, establecía una "un mínimo de escorrentía permanente sobre el Río Atuel en el límite provincial", lo que en definitiva era que Mendoza le debía ceder agua a La Pampa en forma inmediata, aunque las partes signatarias no hubieran hecho ni un solo acto útil para cumplimentar el resto de lo establecido en ese convenio.

Obviamente, la oposición, no solo el radicalismo, se opuso a ratificar ese convenio en la legislatura provincial, lo que quedó explicitado en reuniones mantenidas en aquel momento por legisladores con autoridades del Departamento General de Irrigación, lo que motivó que el gobernado Celso Jaque, no lo remitiera para su ratificación legislativa.

En el año 2.014, de autoría del senador justicialista Guillermo Amstutz, se conoce un proyecto de ley que desecha el referido convenio, y mediante nota del 21/03/2014 remitida al Senado de Mendoza por el Gobernador Francisco Pérez, se solicita el tratamiento del expediente, que mediante voto casi unánime de las dos cámaras legislativas de Mendoza, se transforma en la Ley 8661.

Celso Jaque queda en evidencia una vez más, como con su "plan de seguridad". Los radicales, totalmente convencidos en no apoyar ese convenio, junto con "su" propio partido, "su" propio gobernador, "su" propio ex Ministro de Infraestructura, fueron quienes no solo no apoyaron, sino que "voltearon" ese convenio con La Pampa.

Y la última mentira que falta desnudar de Celso Jaque: ese convenio con La Pampa es por diferendos con Mendoza por las aguas el río Atuel, y nada, absolutamente nada, tiene eso que ver con la Obra Multipropósito Portezuelo del Viento.

Ya se sabe que si se quiere ocultar un elefante lo mejor es provocar una estampida de elefantes, o en términos criollos, no hay que mentir, hay que cambiar el eje de la discusión, por lo que el kirchnerismo mendocino, al cual Celso Jaque fue su primer y fiel adherente, están actuando en consecuencia, y al igual que la senadora nacional Anabel Fernández Sagasti, tratan de desviar la atención de la encrucijada que vive hoy Mendoza, el primero con temas inconexos y descolgados, y la segunda, echando la culpa a La Pampa y al COIRCO, cuando ambos saben, y todos los mendocinos deben saber, que el problema fue generado por el presidente Alberto Fernández, y es hoy el único que lo puede resolver.

Y hablando de cambiar ejes, no le "erren el vizcachazo", no crean que le hacen daño al gobernador Rodolfo Suarez, al exgobernador Alfredo Cornejo, a su odiada "clase media", y a vaya a saber cuántos fantasmas y enemigos ven en su profuso imaginario: le hacen daño a los mendocinos, ¡a todos!

Esta nota habla de:
Más de Opinión
No nos dejemos acorralar por la pandemia
Daniel Ariosto

No nos dejemos acorralar por la pandemia

El titular de la Unión Comercial e Industrial de Mendoza, UCIM, Daniel Ariosto, y unas reflexiones sobre la situación que se está viviendo.
Argentina
Leonor Sinay

Argentina

La reflexión de Leonor Sinay, ciudadana de Mendoza, sobre los días que vivimos.
Tomás Godoy Cruz, la voz sanmartiniana en el Congreso de Tucumán
Fabiana Mastrángelo

Tomás Godoy Cruz, la voz sanmartiniana en el Congreso de Tucumán

La historiadora Fabiana Mastrángelo recoge el recuerdo del rol de Tomás Godoy Cruz, diputado por Mendoza ante el Congreso de Tucumán en 1816.
Cómo era el contexto económico argentino y mundial en 1816, el año de la independencia
Gustavo Gutiérrez

Cómo era el contexto económico argentino y mundial en 1816, el año de la independencia

La economía era pequeña: en su mayor parte de subsistencia, aunque había algunos polos emergentes, además de la ciudad de Buenos Aires. Uno era Salta, centro comercial en la ruta al Alto Perú, que quedó anulado por la guerra.