El derecho al juego y a la actividad deportiva de los niños y jóvenes en situación de desventaja

Desde la Inclusive Academy. Alta Formación en Inclusión Educativa y Social de San Giorgio delle Pertiche, Padua, Italia una nota de reflexión realizada por el profesor José Jorge Chade.

José Jorge Chade
Presidente de la Fundación Bologna Mendoza

El juego es un derecho de todas las personas menores de edad, como también lo es la actividad deportiva. Lo establece el artículo 31 de la Convención ONU del 1989 sobre los derechos de la Infancia y de la Adolescencia- el Tratado Internacional más ratificado en el mundo- que reconoce en cada niño, en cada adolescente el derecho a dedicarse a actividades lúdicas y recreativas propias de su edad. El juego, libre y creativo, y el deporte, como práctica para un armonioso desarrollo psico-fisico, son derechos que favorecen el crecimiento, desarrollan la socialización, la memoria, la inteligencia, el equilibrio , el bienestar.

También la Convención de la ONU sobre los derechos de las personas en situación de desventaja, adoptada el 13 de diciembre del 2006 por la Asamblea General de los Estados Unidos, en el art.7, asegura a los niños y jóvenes en desventaja el pleno goce de todos los derechos humanos y de las libertades fundamentales de igualdad con todos los niños y jóvenes (paso importante hacia la inclusión educativa y social) y el art. 30 compromete a los estados miembros a estimular la participación de las personas en situación de desventaja (con alguna discapacidad) a la vida cultural, a las actividades recreativas, al tiempo libre y al deporte, sancionando, en tal modo un reconocimiento específico al valor de tales actividades.

Según mi punto de vista, el intento del juego y del deporte en las personas con alguna desventaja no es aquel de superar la diversidad , sino de respetarla, creando lugares y actividades que acojan y reduzcan las limitaciones a la participación relacionadas con las diferencias individuales.

El reconocimiento y el respeto de la diversidad nace del conocimiento. Por ello la finalidad es aquella de comenzar con la sensibilización de los más chiquitos para que normalmente creen un clima solidario hacia aquellas personas más desventajadas.

El documento ONU seguramente habrá considerado algunas cosas en las cuales aún hoy en el terreno de las desventajas, nos seguimos equivocando y seguimos promoviendo la separación, en lugar de defender la igualdad en la diversidad.

Y como de deporte hablamos, un ejemplo que todos conocemos es aquel de las Olimpíadas.

Que motivo hay para realizar las Para Olimpiadas? No se podría realizar todo en la misma programación? Porqué categorizar a las personas? La antorcha debe ser encendida y apagada una

única vez para todos, o es que tememos algo que debemos ocultar?

Considerando el horizonte del principio de igualdad, el documento de la ONU la autoridad que garantiza la infancia y la adolescencia entiende realizar un puente entre evidencias que emergen de diversas situaciones y las instituciones conjugando saberes técnicos y saberes humanísticos, para poder, en este modo, contribuir a mejorar la calidad de vida de las personas en situación de desventaja y sus familias.

Otra reflexión , en la dirección de la "contaminación" entre diferentes visiones y mundos posibles se hace necesaria en modo inminente. La neta distinción entre "normalidad" y "discapacidad" se supera al interno del paradigma relacional, con una visión donde los derechos- que son de todos- sean garantidos a todos. En tal modo será posible sostener aquellos procesos culturales basados en el conocimiento y sobre 1a Convention on the Rigths of the Child, aprobada por la Asamblea General de los Estados Unidos el 20 de noviembre 1989, ratificada en Italia con ley del 27 mayo 1991 n. 176. 2 Convention on the Rights of Persons with Disabilities, aprobada por la Asamblea General de los Estados Unidos el 13 de diciembre 2006

Mi augurio para todos los niños y los muchachos y chicas - con desarrollo normal y con alguna desventaja- es que puedan creer en las posibilidades que se instauran alrededor de un encuentro, a un juego con nuevas reglas inventadas en conjunto, a una pelota de basket que se tira dentro de una ret a medida de la originalidad de cada uno, a una sonrisa que rescatamos después de vencer un partido o una carrera.

Nuestro compromiso es aquel de garantir a la infancia y a la adolescencia un operar responsable y con la fuerza sostenida por una gran motivación.

El derecho al juego y al deporte para todos los niños y jóvenes tiene que darse ofreciendo a ellos encuentros en parques y estadios sin barreras, deben tener la ocasión de poder participar a competiciones deportivas dinámicas e imprevedibles y de ganarlas, porque las reglas deben ser creadas para aceptar la participación de "todos" en un plano de equidad. Así todos los niños y jóvenes podrán tener la conciencia de que cada día se puede vencer o se puede perder, que cada pérdida se puede transformar en un triunfo y que el problema verdadero es no haber podido vivir intensamente, no haber podido dar voz a las propias emociones y no haber creído posible los sueños y la posibilidad de realizarlos.

Esta nota habla de:
¿Estás de acuerdo con la prohibición de la Ciudad de fumar en determinados espacios abiertos?