Evita, el dictador Franco y una reivindicación cual tiro por la culata

El peronismo salió a responder el exabrupto de la presidenta de la comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, con la visita que hizo Eva Perón a España en 1947. sin embargo, en España consideran a esa visita como un salvataje a la dictadura de Francisco Franco, aliado de Hitler y Mussolini. Aseguran que lo consolidó. El propio Juan Perón se reunió con él, también, en 1973, cuando el rol histórico del franquismo ya estaba más que claro.

La palabra de la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso denostando al peronismo despertó repudios, aunque también aplausos. La gobernante de derechas del área que contiene a la capital española dijo en un discurso parlamentario, básicamente, que no quiere que le pase a su país lo que a la Argentina en donde los peronistas "crean pobreza para generar dependencia del Estado".

Textualmente, la gobernante sostuvo que las políticas del PSOE "nos van a llevar a la ruina; son son el gobierno de las mayorías y mucho menos, el gobierno de la gente real. Es el gobierno que primero crea la pobreza, para luego crear dependencia del Estado. Es -dijo- populismo fiscal. Le quitan el dinero a la gente para luego, como hacen los peronistas, repartirlo en pagas, ayudas, subsidios...".

"Me niego completó- a que el motor económico de España se instale en el peronismo, aquí la gente quiere ser libre. Afortunadamente en España ya nadie cree al gobierno de Pedro Sánchez".

El video de Ayuso sobre el peronismo

Como contó Memo en la semana, el Partido Justicialista de Mendoza la repudió, y lo propio hicieron en muchos puntos de la Argentina.

Sin embargo, una defensa encarada por algunos referentes del peronismo en las redes, entre ellos muchos funcionarios nacionales mendocinos, no parece haber salido del todo bien, habida cuenta que comenzaron a postear imágenes de aquel viaje que Eva Duarte de Perón, Evita, hiciera a la España totalmente empobrecida en 1947 bajo el régimen dictatorial de Francisco Franco.

Los peronistas recordaron que ella "llevó comida a la España hambrienta".

Algunos tuits de respuesta peronista a Ayuso:

Cómo Perón y Evita ayudaron a que el dictador Franco se consolidara

Los españoles recuerdan que su viaje le dio "más vida" al régimen opresor franquista, que duró 40 años.

Sin vueltas, el diario La Vanguardia recordó que "la visita de Evita Perón, la primera dama argentina, en 1947 contribuyó al afianzamiento de un franquismo aislado internacionalmente.

Según escribió en ese diario Josefina Hoyos Pérez en 2019, "España, al término de la Segunda Guerra Mundial, era un país mal visto por los vencedores. El general Franco había simpatizado con las potencias del Eje. Con el triunfo de las democracias, se encontraba aislado internacionalmente".

"La situación interior del país era terrible, con la economía aún destrozada por las secuelas de la Guerra Civil. Franco era consciente, sin embargo, de que debía maquillar los aspectos más totalitarios de su régimen para que algún día la comunidad internacional le aceptara. Decretó por ello una amnistía parcial para los presos políticos, aprobó una carta de derechos denominada Fuero de los españoles y suprimió el saludo fascista".

Agregó en su crónica y visión de aquella visita:

- "La comunidad internacional condenaba su régimen, pero un mandatario extranjero, el argentino Juan Domingo Perón, acudió al rescate. El argentino envió a España a su atractiva esposa, Eva Duarte, más conocida como Evita por sus admiradores. Con ese viaje, ambos países sellaron un acuerdo de colaboración que permitió a Franco sobrevivir al aislamiento".

La autora subtituló en La Vanguardia "Detrás de la simpatía" para reseñar: Argentina iba a favorecer a España de varias maneras. Para empezar, firmó un acuerdo con Madrid para venderle su trigo a crédito. Mientras tanto, defendió al gobierno español en la ONU y envió un embajador a Madrid, como gesto de buena voluntad. Para consolidar el ambiente de cordialidad, Franco concedió a Evita la Gran Cruz de la Orden de Isabel la Católica. La primera dama argentina aceptó encantada y anunció que recogería personalmente la distinción".

Indicó, además:

- "La razón de la alianza entre España y Argentina no era la simpatía que pudieran profesarse los gobiernos de Madrid y Buenos Aires. Perón actuaba por intereses políticos y, sobre todo, económicos. España necesitaba urgentemente los cereales que Argentina le vendía. Por su parte, Juan Domingo Perón obtenía productos necesarios para industrializar su país: materias primas como cinc, plomo o mercurio, maquinaria o motores eléctricos".

"La embajadora perfecta", la describió la autora del artículo historiográfico. Y describió qué sucedió con su arribo a España:

"La llegada de Evita a Madrid fue apoteósica. En el aeropuerto de Barajas la esperaban Franco, su esposa Carmen Polo, el gobierno y altas jerarquías del Ejército, la Iglesia y la Falange. Al día siguiente, en una ceremonia solemne, la argentina recibió la Gran Cruz de Isabel la Católica. El acto se celebró en el palacio de Oriente, en presencia de miles de madrileños, que disfrutaban de un día festivo para que arroparan a la ilustre invitada".

"Repartió dinero a manos llenas"

La autora escribió que "tras la comida oficial hizo una petición que descolocó a sus anfitriones: deseaba conocer los barrios de chabolas. Con su innato sentido para las relaciones públicas, preguntaba a los hombres si tenían trabajo, se interesaba por los niños enfermos y contaba a quien quisiera escucharla las maravillas del gobierno argentino. Pero, sobre todo, repartió dinero a manos llenas mientras proclamaba que lo suyo no era limosna, sino justicia".

Además, indicó algunos "canjes" que consiguió su llegada llena de dinero argentino que repartía, literalmente, lanzándolo al aire:

- "En sus discursos, de una oratoria un tanto teatral, hablaba de tópicos como la relación entre Argentina y España, la "madre patria". Pero también trataba de temas incómodos para sus anfitriones, ya que no se privaba de criticar los privilegios de unos pocos y la pobreza de la mayoría. También denunciaba la situación de la mujer en las clases populares, víctima de una continua opresión. Y se mostró sensible a la situación de los presos políticos. Logró que el gobierno conmutara la pena de muerte a Juana Doña, militante comunista que había servido como enlace entre la guerrilla y la dirección comunista en el exilio".

- "En unos momentos en que las privaciones eran endémicas, el público la escuchaba con atención. Franco, en cambio, se limitaba a poner 'cara de póquer'. Le fastidiaba que su invitada ejerciera tanto magnetismo sobre las masas, sus ideas le parecían demasiado izquierdistas y, por si todo esto fuera poco, era mujer. En Argentina, mientras tanto, los exiliados españoles se sentían indignados por el hecho de que esa visita blanquease el régimen de Franco".

- "Concluida su estancia en Madrid, Evita visitó Galicia, Andalucía y Cataluña. Decía emocionada que las gentes que la aclamaban y besaban eran sus 'descamisados españoles'. La primera dama argentina dejaría España agotada y con los nervios destrozados. Odiaba el protocolo y no simpatizaba con aquel régimen tan conservador, pero había superado la prueba. Ahora la esperaba Italia".

Eva Perón y el dictador Franco. Clic en la imagen para acceder a fotogalería poco conocida y en colores.

En conclusión de la autora el diario español La Vanguardia, "la visita contribuyó eficazmente a legitimar al gobierno español. Evita, en sus discursos, no cesó de halagar a Franco. Su presencia contribuyó a desviar la atención de las masas respecto de las privaciones y el aislamiento internacional. El acuerdo de España con Argentina aseguró el suministro de trigo y palió la exclusión española del Plan Marshall".

Y como cierre, indicó:

- "Pero la luna de miel entre Franco y Perón acabaría pronto y mal. La crisis económica argentina provocó la suspensión de las remesas del cereal en 1949. Las relaciones se deterioraron muchísimo, pero por entonces Madrid ya no requería el apoyo de Buenos Aires. Contaba con el respaldo de Estados Unidos, porque la Casa Blanca, inmersa en la lucha contra el comunismo en el mundo, necesitaba aliados".

- "España comenzaba así el camino hacia su despegue económico, tímidamente todavía, mientras Argentina se precipitaba por la pendiente de la crisis económica y la inestabilidad política".

Otra versión, a 75 años de aquel acontecimiento

Otro diario español, esta vez El Mundo, recordó la visita de Eva Perón a los Franco al cumplirse el pasado 8 de junio 75 años del hecho. Refirió ya desde el título de su nota que se trató de "una visita a España que resultó demasiado incómoda para Franco".

Si bien se refirió a una presunta "incomodidad" del dictador aliado de Hitler y Mussolini, coincidió con la versión de La Vanguardia" en torno al salvataje a la dictadura que significó aquel viaje. Ese diario señaló: 

"Inédita era en aquel tiempo la participación activa de una mujer en política, y más aún que representara a su país en un viaje de estado, como hizo los 18 días que recorrió España de punta a punta como antesala de su gira europea, bautizada como "Gira del arcoíris". La visita supuso un gran balón de oxígeno para Franco, pues tras la victoria aliada en la Segunda Guerra Mundial, su afinidad con Hitler y Mussolini provocó que nuestro país quedara aislado internacionalmente, y con la economía devastada por tres años de guerra civil".

- "Tan solo la Argentina populista de Perón, en aquel tiempo una gran potencia, desafió a Estados Unidos y al imperio británico, enviando embajador a Madrid y estableciendo un acuerdo económico con Franco, por el que Argentina enviaría a crédito toneladas trigo, maíz y productos alimenticios a cambio de metales como zinc, plomo, mercurio y maquinaria para motores eléctricos".

- "La llegada de Evita al aeropuerto de Barajas el 8 de junio de 1947, a las 20.30 horas, fue apoteósica, pues además de una muchedumbre aleccionada por el régimen, la recibieron en persona el mismísimo Franco con su mujer, Carmen Polo, el gobierno y las máximas jerarquías del ejército, la iglesia y la falange".

- "Memorable también fue la ceremonia celebrada al día siguiente en el palacio real donde el dictador le impuso la gran cruz de Isabel la Católica, la máxima condecoración, saliendo después al balcón donde fue vitoreada por miles de madrileños, pues el régimen había decretado día festivo para que pudieran acudir".

- "Fuera de estos oropeles, la realidad es que su visita a España fue incómoda tanto para Franco y sus adeptos, que abominaban del protagonismo de una mujer y además con ideas tan izquierdosas, como para la propia Evita, al comprobar la falta de democracia, el grado de pobreza de las clases humildes y la situación de los presos políticos".

- "En el almuerzo que se celebró en el palacio real tras el acto, hubo gran tirantez cuando Carmen Polo insistió en que Evita visitara el Madrid de los Austrias, pero ella se empeñó en desplazarse a los barrios de chabolas. Allí no paró de preguntar a los hombres si tenían trabajo, se interesó por los niños enfermos y repartió dinero a mansalva proclamando que no era limosna sino 'justicia social'. En una visita posterior al monasterio de El Escorial, sorprendida por el tamaño del monumento y la cantidad de estancias vacías, aconsejó a Franco que lo convirtiera en asilo para huérfanos de la guerra civil, ante la ira contenida del dictador".

- "Una actitud reivindicativa que exhibió también durante resto de su periplo por España, donde no paró de referirse públicamente a cuestiones espinosas para sus anfitriones. 'En Argentina trabajamos para que haya menos ricos y menos pobres, háganlo ustedes también', proclamaba, denunciando asimismo la opresión de la mujer y reclamando la liberación de presos políticos".

- "Lo logró en el caso de la militante comunista Juana Doña, cuyo hijo había escrito una carta a la primera dama argentina rogándole que intercediera por su madre, condenada a muerte. Evita logró que Franco conmutara la pena antes de despedirse de España visitando Barcelona, donde leyó una carta de Perón a los obreros catalanes y tomó el avión con destino a Italia en el aeropuerto de El Prat, entre vítores de unas diez mil personas que acudieron a despedirla".

Las imágenes del viaje de Evita a España

 

Videos: Evita en la España de Franco

El discurso de Eva Perón ante Franco

Bo nus track: el último encuentro entre Juan Perón y Franco en 1973

Esta nota habla de:
¿Argentina debe tomar partido activo en el conflicto del Medio Oriente?