El exlegislador Marcelo Romano trabajará para un intendente peronista

Es empleado de planta permanente del Senado de la Nación. El intendente de Maipú solicitó formalmente su adscripción, en una nota dirigida a la presidenta de la Cámara, Cristina Kirchner.

El exsenador provincial Marcelo Romano trabajará en la gestión del intendente de Maipú, Matías Stevanato (PJ). La idea es que el especialista en derecho de riego, reconocido entre otros puntos por su postura antiminera y su defensa de la Ley 7722, integre un área contra el cambio climático que crearía el jefe comunal próximamente.

Así lo ha manifestado el propio Romano a su entorno, lo que ha sido ratificado por este diario; de hecho, según pudo confirmar Memo, Stevanato ya envió una nota formal al Senado, dirigida a la presidenta de la Cámara (Cristina Kirchner), solicitando la adscripción de Romano, quien integra la planta permanente de empleados.

En abril de este año se terminó el mandato de Romano en la Legislatura de Mendoza, por lo que tuvo que regresar al Senado de la Nación. Al no tener una función asignada, solicitó trabajar para la senadora nacional del PRO de Provincia de Buenos Aires Gladys González. Y, si Cristina Kirchner lo avala, regresaría a Mendoza para ser funcionario de Maipú.

Los maipucinos definieron el Presupuesto Participativo

Ese cargo de planta permanente en el Senado de la Nación, con la mejor asignación de clase (A-1), lo obtuvo en 2015 antes de que Laura Montero abandone su banca. Ese mismo año, ganó la interna en San Carlos y fue candidato a intendente radical en esa comuna y, posteriormente, acompañó algunos meses al gobernador Alfredo Cornejo como especialista en recursos hídricos.

El objetivo de Romano era que Cornejo lo postulara para ser superintendente de Irrigación unos años después, cuando venciera el mandato de José Luis Álvarez. Sin embargo, mucho tiempo antes, el vínculo se rompió y Romano terminó aliándose con José Luis Ramón, líder de Protectora, lo que lo llevaría a ser senador provincial en 2018.

Fugazzotto, Vadillo y Romano, en épocas de pandemia, referentes del Partido Verde.

Una vez en la Legislatura, la relación con Ramón se quebró y Romano terminó aliándose con el otro exsocio de Protectora, Mario Vadillo. Los dos, siendo senador y diputado (respectivamente), se afiliaron entonces al Partido Verde que conduce Emanuel Fugazzotto, e integraron las listas de este espacio en 2021, sin poder acceder a ningún cargo.

Al menos hasta este lunes, Marcelo Romano seguía presentándose como integrante del Partido Verde. Su inclusión al gabinete de Stevanato es más bien a título personal que como representante del PV. Más allá del aporte técnico a la gestión, servirá políticamente: es un mediático dirigente, muy crítico de Cornejo, que se suma a una gestión peronista en año electoral.

Esta nota habla de:

Tenés que saberlo