Piden elevar a juicio a presuntos narcos del circuito Gran Mendoza - Este

La investigación del caso comenzó en septiembre de 2017 y estuvo, desde el principio, delegada en la Fiscalía Federal con la sospecha de que la mujer de Luis Nievas Quezada y su entorno familiar estaban involucrados en la venta de cocaína.

La Fiscalía Federal de Primera Instancia N° 2 de Mendoza, a cargo de Fernando Alcaraz, solicitó la elevación a juicio de una organización criminal integrada por al menos siete personas, acusadas de dedicarse al tráfico de cocaína en esa provincia y por la posterior puesta en circulación de las ganancias ilícitas obtenidas con su venta.

La investigación del caso comenzó en septiembre de 2017 y estuvo, desde el principio, delegada en la Fiscalía Federal con la sospecha de que la mujer de Luis Nievas Quezada y su entorno familiar estaban involucrados en la venta de cocaína, a pesar que aquel se encontraba detenido por venta y tenencia de cocaína con fines de comercialización. La hipótesis del caso trazada era que esta familia manejaba grandes sumas de dinero producto de ilícitos en infracción a la ley 23.737. Un indicio de ello había sido el secuestro de más de $750.000 en efectivo en el momento de la detención del principal integrante de la organización.

Así, se logró identificar automóviles e inmuebles que presuntamente eran propiedad de los sospechados.

En efecto, los cónyuges se perfilaron como quienes, entre los años 2015/2018, planificaron, contactaron, organizaron y pusieron a disposición medios materiales para ejecutar maniobras de tráfico de estupefacientes, dedicándose ellos mismos en forma habitual al comercio en los departamentos de Las Heras, Godoy Cruz, San Martín y Junín de la provincia de Mendoza.

El crecimiento de la organización fue de tal magnitud que, a mediados del mes de mayo de 2018, se tomó conocimiento de enfrentamientos territoriales en el gran Mendoza a causa del avance en la venta de droga.

El 1 de junio de 2018, a pedido de la fiscalía y del Departamento de Lucha Contra el Narcotráfico de la Policía de Mendoza, el Juzgado Federal de Instrucción en lo Criminal y Correccional N° 3 de Mendoza, a cargo del juez federal Marcelo Garnica, ordenó el allanamiento de una decena de domicilios, logrando secuestrar casi 11 kilos de cocaína que el matrimonio almacenaba en uno de los inmuebles que pertenecía a ellos, ubicado en la localidad de Los Corralitos, departamento de Guaymallén. Asimismo, secuestraron casi 100 gramos de cocaína lista para su comercialización en la vivienda de otro de los integrantes en el departamento de Las Heras, y más de $500.000 en efectivo en otra morada donde residía el principal implicado.

Además, se ordenó el secuestro de una camioneta Ford Ranger modelo 2018, de un automóvil Chevrolet Cruze modelo 2016, de una camioneta Chevrolet Tracker modelo 2017 (que se encontraba en una cochera cercana al domicilio del matrimonio, la cual tenía en su interior tres armas de fuego cargadas y más de mil proyectiles) y de una camioneta Renault Duster modelo 2012, vehículos que pertenecían al matrimonio investigado. Cabe destacar que tres de esos vehículos habían sido adquiridos por ellos utilizando "prestanombres", lo cual fue descubierto mediante seguimientos y análisis de información de las bases de datos con las que cuenta el Ministerio Público Fiscal de la Nación. También se trabó embargo sobre seis inmuebles.

Por otra parte, se secuestró mercadería que se encontraba a la venta en dos locales comerciales ubicados en pleno centro de la Ciudad de Mendoza, propiedad de Nievas Quezada y su esposa, por considerarse que se trataba de bienes subrogantes de las ganancias provenientes del narcotráfico que, a su vez, utilizaban como cubierta para intentar justificar el origen de los otros bienes y su incremento patrimonial.


Esta nota habla de:
¿Qué vas a hacer con el ocio el fin de semana?