Todos tienen una idea para la plata de Portezuelo: ¿cómo se decide?

El ministro de Infraestructura Natalio Mema comentó en líneas generales cómo será el proceso de elección de las obras y los criterios que se tendrán en cuenta.

Tras el anuncio de la adenda que firmó la semana pasada Alfredo Cornejo con Luis Caputo y Guillermo Francos para poder ampliar la posibilidad de uso de los US$1.023 millones de Portezuelo del Viento, de inmediato surgieron voces -especialmente de los intendentes- opinando sobre el destino que le deba dar al dinero que se recibe de la Nación.

En resumen, todos tienen una idea y todos creen que les corresponde algo de los recursos que iban a ser destinado a la represa del sur provincial.

En ese contexto, y luego de la Asamblea Legislativa, el ministro de Infraestructura Natalio Mema, dejó claro que el abanico se abrirá para todos los sectores de la sociedad mendocina, más allá de los organismos públicos.

Tras la venta de diario Los Andes, despiden personal

El funcionario confirmó que será la Dirección General de Inversión Pública la que evaluará todas las propuestas que se reciban para utilizar los US$1.023 millones. "Serán para proyectos en toda la provincia, que tengan repago", indicó Mema, destacando que ese requisito es fundamental.

También aclaró que dentro de toda esta discusión tiene prioridad el proyecto de El Baqueano. "Si logramos el contrato con Camesa para el repago de la energía, sin dudas que será una obra principal, pero también deberá tener inversión y riesgo privado", dijo el ministro, apuntando a una cuestión clave para lo que será el destino del dinero.

Es que a la hora de recibir proyectos, para el Gobierno de Mendoza será fundamental que los privados se involucren y junto al Estado, hagan inversiones y arriesguen capital. Ese es el esquema que ya se delineó para el caso de El Baqueano y todo indica que será lo que van a buscar en los proyectos que se postulen para el uso de la plata de Portezuelo.

De esta forma, a priori pareciera que muchas de las ideas de los intendentes para el desarrollo de muchas de sus obras públicas postergadas no tendrían la receprción que muchos de ellos esperan.

Además, en medio de todo este mar de ideas para el uso del dinero que recibió Mendoza de la Nación, en la lista podrían aparecer muchos proyectos que existen tanto en Irrigación como en Aguas Mendocinas, entidades que hace tiempo vienen mirando con buenos ojos la caja que quedó a partir del bloque por parte de la gestión de Alberto Fernández a la represa mendocina.

Se viene un período difícil para la Dirección General de Inversión Pública y para el Ejecutivo en el que lo único concreto es que no podrán cumplir con los deseos de todos y se tratará de un proceso que -desde le punto de vista político- terminará con ganadores y perdedores.

Esta nota habla de:
¿Cuál es el futuro del Partido Verde en Mendoza?