Un Cisne Negro "de verdad"

Mauricio Llaver, director de Punto a Punto, lector y viajero, comenta cómo el coronavirus es un verdadero Cisne Negro, según la concepción que le dio su autor Nassim Nicholas Taleb.

Mauricio Llaver

Ahora que tenemos un Cisne Negro de verdad, es bueno que nos demos cuenta de cuántas veces se lo banalizó en los últimos años. Cualquier cosa era un "Cisne Negro", desde una subida repentina del dólar hasta la pifiada de un arquero en un partido de fútbol.

El verdadero Cisne Negro es un libro de 2007, de un libanés-estadounidense llamado Nassim Nicholas Taleb, que logró con sus casi 500 páginas algo parecido a la Biblia: que muchísimos hablaran de él sin haberlo leído, o que lo citaran por haberlo escuchado de otros o por haber leído solamente la solapa. Lo misma daba, total lo único que importaba era hacerse el conocedor.

El tema es que ahora, en que el coronavirus es realmente un Cisne Negro, vale la pena recordar que el subtítulo del libro es "El Impacto de lo Altamente Improbable", y que sepamos que la única chance que tenemos para salir de esta situación es adaptarnos a vivir en la incertidumbre.

¿Qué es un Cisne Negro para Taleb? Lo cito textualmente (página 23 de la edición de Editorial Paidós): "Primero, es una rareza, pues habita fuera de las expectativas normales, porque nada del pasado puede apuntar de forma convincente a su posibilidad. Segundo, produce un impacto tremendo. Tercero, pese a su condición de rareza, la naturaleza humana hace que inventemos explicaciones de su existencia después del hecho, con lo que se hace explicable y predecible".

Dentro de no mucho aparecerán esas explicaciones y hasta algún chantún, nativo o globalizado, que dirá que lo predijo, pero lo cierto es que el coronavirus nos ha tomado tan de sorpresa que hasta hace unas semanas estábamos de vacaciones y ninguno de nuestros planes contemplaba quedarnos forzadamente en casa. Todas nuestras proyecciones se han ido al diablo y la única certeza es que tendremos que seguir las informaciones día a día (u hora a hora), que rogaremos que nuestros seres queridos no tengan síntomas, o que nos indignaremos con los imbéciles que ponen en peligro la salud de todos. No mucho más.

Como todos los buenos textos, el libro de Taleb no sólo sirve para su tema específico, sino que contiene instrumentos para andar por la vida. En tiempos de histeria informativa, recomiendo el capítulo 10 ("El escándalo de la predicción") y cierro con un párrafo que demuestra que es un libro que no sólo vale la pena citar, sino también leer:

"Pensemos en nuestra propia existencia. Contemos los sucesos importantes, los cambios tecnológicos y los inventos que han tenido lugar en nuestro entorno desde que nacimos, y comparémoslos con lo que se esperaba antes de su aparición. ¿Cuántos se produjeron siguiendo un programa? Fijémonos en nuestra propia vida, en la elección de una profesión, por ejemplo, o en cuando conocimos a nuestra pareja, en el exilio de nuestro país de origen, en las traiciones con que nos enfrentamos, en el enriquecimiento o el empobrecimiento súbitos. ¿Con qué frecuencia ocurrió todo esto según un plan preestablecido?"

Insisto: vale la pena leer El Cisne Negro. Y ahora, que estamos en cuarentena, tenemos menos excusas para no hacerlo.

Esta nota habla de:
Te puede interesar
Descargá libros y películas gratis vía Memo.com.ar
Aporte

Descargá libros y películas gratis vía Memo.com.ar

Memo te ofrece desde ahora todos los días, nuevas posibilidades de ocio productivo con lecturas, películas y streaming gratis para aportar a una cuarentena más llevadera en tiempos de emergencia sanitaria
Qué leer en cuarentena: una lista de lecturas para chicos y grandes
Qué leer en cuarentena

Qué leer en cuarentena: una lista de lecturas para chicos y grandes

Ofrecemos el acceso a lecturas puntuales recomendadas por el gobierno escolar.