Quién es quién en la guerra Galperin-Moyano

El interés del líder camionero por Mercado Libre antecede al conflicto desatado esta semana. El disminuido rol de OCA en la compañía de ventas por internet y la jugada de Galperin minutos antes de la asunción del nuevo Gobierno.

De alguna u otra forma, la familia Moyano intenta quedarse con una tajada de la empresa más valiosa de Argentina: Mercado Libre. Años atrás vio cómo perdía la posibilidad de obtener ganancias directas por parte de la firma de Marcos Galperin y, ahora, busca quedarse con la representación gremial de la mayoría de los empleados, aquellos que trabajan en el área de logística.

Sobre lo primero, hay que recordar que después de la quiebra de OCA, el correo privado más importante de Argentina, el juez del concurso designó a un administrador del gremio Camioneros que, junto al actual Ministerio de Desarrollo Productivo, manejan la empresa que supo entregar cerca del 80% de los paquetes de Mercado Libre.

Sin embargo, la participación de OCA en este negocio fue disminuyendo y, actualmente, entrega menos del 5% de los envíos de Mercado Libre; en el medio se metió Andreani, sumado a Correo Argentino, que hoy en día se encarga de la mayoría de las entregas. Desde OCA, los Moyano poco pueden hacer ahora para subirse al tren que maneja Galperin.

Paralelamente, Camioneros siempre estuvo detrás de la representación gremial de la mayoría de los trabajadores de Mercado Libre, pero poco pudieron avanzar durante la gestión de Mauricio Macri. Por su parte, Galperin era consciente del interés de los Moyano y minutos antes de la salida de la gestión de Cambiemos, movió sus fichas.

En el tiempo transcurrido entre la victoria de Alberto Fernández y su asunción, previendo que el poder de Moyano en un gobierno peronista sería mayor, Galperin acordó con el Ministerio de Producción (con Dante Sica a la cabeza) y el gremio de Carga y Descarga que los empleados de Mercado Libre se rijan bajo el convenio de este sindicato, evitando a Camioneros.

Desde entonces -noviembre de 2019- el gremio Camioneros insiste en la Justicia en contra de ese acuerdo, y esta semana pasó a la acción, bloqueando cinco centros de distribución de Mercado Libre. Curiosamente, del otro lado de las rejas, adentro de estos predios, hubo militantes de Carga y Descarga resistiendo el ingreso del otro sindicato.

Por otra parte, Moyano no es el primer sindicalista que apunta contra Galperin: el año pasado, el mendocino Sergio Palazzo arremetió por la representación de los empleados de la fintech del grupo: Mercado Pago. Un dato curioso: el titular de La Bancaria integra la comisión directiva de Independiente de Avellaneda, presidido por Moyano.

Independiente es un caso aparte: durante años, el principal sponsor del equipo de primera fue OCA (la empresa quebrada que administra Camioneros financió la campaña del equipo de fútbol presidido por Moyano). Después, el auspiciante pasó a ser Escudo Seguros, del grupo Campici, que actualmente quiere quedarse con OCA, aunque su primera oferta fue rechazada. ¿Casualidad?

Más allá de los eventos de esta semana, focalizados en la representación gremial de un grupo de trabajadores, queda demostrado que lo sindical es apenas una parte de los intereses de los Moyano. En todo caso, en ocasiones, el gremio pasó a ser un medio para alcanzar otros objetivos: pasó con OCA y, de manera indirecta, pasa con Mercado Libre.

Esta nota habla de:
Te puede interesar
Bloqueo sindical: El futuro es una topadora que ningún camión podrá detener
Bloqueo sindical

Bloqueo sindical: El futuro es una topadora que ningún camión podrá detener

Podrán poner a la gente en las vías de ese tren imparable, para evitar que los capos gremiales sean atropellados por la realidad. Pero llegará igual. Más aun cuando los que están de rehenes de dinastías millonarias y eternas de dirigentes, se den cuenta, se corran y la realidad imponga nuevas formas de ejercer una verdadera defensa de los trabajadores.