Peronistas mendocinos, en jaque desde uno y otro lado del Alcohol Cero

Los bodegueros están sumamente ofendidos por la iniciativa de la Ley de Alcoholemia Cero y acusan de ello a las intenciones políticas propias del director de la Agencia Nacional de Seguridad Vial. La incomodidad de Martín Hinojosa y los dardos de Juri y Latorre.

Los bodegueros nucleados en la Coviar, muchos de los cuales adhieren o han adherido en algún momento al peronismo o a sus gestiones, ahora se encuentran en una posición incómoda luego de que desde el Frente de Todos se avance en una ley que prácticamente prohibirá conducir vehículos después de haber consumido algo de alcohol.

Martínez Carignano.

En público han sido usuarios de un lenguaje correcto, pero crítico de la iniciativa oficialista, pero en privado apuntan a que "es una bandera que empezó a flamear un funcionario de La Cámpora desde su cargo, para quedar bien con sectores que representan a víctimas de accidentes de tránsito, y ahora no la quieren o pueden bajar". De tal manera expresan su bronca con lo que consideran como "una perla del ventajismo político" en lugar de "avanzar con una política de seguridad vial real y eficaz". Hacen referencia en estricto off the récord a Pablo Martínez Carignano, director de la Agencia Nacional de Seguridad Vial.

El planteo suma contrariedades en muchos protagonistas de la industria y la política. Es que por un lado se sostiene que se afectaría el consumo de vino, algo que sí es política de Estado a nivel nacional y por otro, que tampoco resolvería el problema, cosa que muchos sectores contrarios a la ley sostienen que "se verá con el paso del tiempo". 

De hecho, el presidente del Instituto Nacional de Vitivinicultura (INV) Martín Hinojosa, asumió una posición dual al ser consultado este jueves por Radio Nihuil en torno a la inminente aprobación de la Ley de Alcohol Cero que los bodegueros consideran que los afectará. Hinojosa dijo que preferiría que el acento se ponga en los controles a quienes conducen, y dudó de que se vayan a aumentar aun con la aprobación de la ley que rechaza la Corporación Vitivinícola Argentina (Coviar).

Sin embargo, dijo que como integrantes de esa entidad, el INV se encuentra en una posición que calificó de "incómoda", ya que cree que es "inevitable" que la ley se apruebe y, además, a favor de la norma, sostuvo que "el mundo va para ese lado".

Le respondió la diputada nacional Jimena Latorre: "No es tendencia mundial el Alcohol Cero y, de hecho, se están revirtiendo las normas en los países que lo aprobaron porque no sirvió para bajar la siniestralidad vial".

A ello hay que sumarle que la senadora nacional radical Mariana Juri le pasó la pelota caliente a su par cristinista Anabel Fernández Sagasti. Consideró que si ella representara los intereses de la industria de Mendoza, activaría sus vínculos con Cristina Kirchner para frenar la sanción de la Ley de Alcohol Cero.

Esta nota habla de:
¿Qué vas a hacer con el ocio el fin de semana?