Entre ser mendocino o "mendocínico", un milagro en el geriátrico y la semana política en perlitas

Una serie de hechos de la semana, importantes, que calaron hondo y en los que hay que detenerse para repensarlos. Portezuelo del Viento, como fuerte mazazo contra Mendoza y su factor divisor de aguas entre "mendocinos" y "mendocínicos". Vicentin, Alberdi el sabio, las cuentas del Tribunal, el coronavirus local, los "terraplanistas" menducos y audios para escuchar en domingo.

Mendocinismo / mendo-cinismo

No hay nada novedoso en hablar de "mendo-cinismo", ese cinismo que anda dando vuelta en dirigentes y ciudadanos de a pie a la hora de pensar y vivir Mendoza, y del que nadie parece querer hacerse cargo. Ya hablaba de ello en su tiempo el exgobernador Francisco Pérez, harto de que le dijeran una cosa en privado y le contestaran otra en público. Más allá de su devaluación política, de esa realidad han hablado muchos, pero por supuesto que en voz baja. En Mendoza quien dice las cosas en voz alta y no condicen con el canon, queda marginado del presente y hasta de la historia, a menos de por vida. Tras la muerte -como ha sucedido con tantos- podrán ser reivindicados, aunque no puedan recibir la pequeña reivindicación de cuerpo presente.

Ay, Carmona

El Partido Justicialista tiene de presidente en Mendoza, por primera vez en su historia, a una persona que ya ni siquiera es considerada "dirigente". Se llama Guillermo Carmona. Perdió la interna de su propio partido para ser intendente de la Ciudad de Mendoza tras haber sido ministro, precandidato a gobernador todas las veces que quiso, diputado nacional y ladero del poder durante la "década ganada/perdida" (según quien la evalúe). Arrancó la semana con una interesante entrevista que planteó el periodista Vicente Calisaya en su programa "En la mira" por CNN Mendoza 91.7, en la que se explayó suelto de cuerpo sobre las sorprendentes declaraciones que el viernes había pronunciado el presidente de la Nación, Alberto Fernández, en La Pampa en torno a Portezuelo del Viento, plagado de errores y golpeando fuerte a Mendoza. Cuando quiso culpar a "Macri y Cornejo", cual latiguillo inextirpable de su discurso, dijo que Mendoza había negociado aplicando un mendocinismo que consideró extremo, sin considerar el derecho de las otras cuatro provincias que comparten el curso del río Colorado


Cuando Memo levantó esa entrevista y la publicó, no le gustó el título de la nota, le disgustó lo que él mismo dijo y luego, entrevistado por Marcelo Torrez en "Opinión", por la Elevediez, se quejó de que no lo llamaron para ver si se había arrepentido de lo que dijo (esa es una interpretación del autor de esta nota), al decir "no me llamaron" para que explicara sus declaraciones a otro periodista...

Pero quienes lo conocen saben que busca existir, aunque para el ministro de Defensa, Agustín Rossi, existe (y mucho) porque le dio el manejo del IAF (Instituto para el Pago de Retiros y Pensiones Militares), cuya estructura y detalles pueden revisarse haciendo clic aquí.

Por eso aquí compartimos para escuchar cual "Por los senderos de la Patria" en los domingos de la vieja Radio Nacional las declaraciones de Carmona, íntegras, para que cada uno saque sus propias conclusiones y para que conste su ataque a la prensa que no se cuadra con su línea de pensamiento, a la que llena de adjetivos descalificativos:

"Yo soy mendocinista"

A raíz de la incursión del funcionario de Defensa por la prensa tratando de justificar lo planteado por el Presidente en La Pampa, se acuño rápidamente la frase "Yo soy mendocinista", que primero empezaron a usar los dirigentes de Cambia Mendoza en las redes, pero iniciativa a la que pronto se sumaron todos los que están del lado del reclamo histórico de Mendoza, reafirmado ya en forma inapelable por la Corte Suprema de la Nación, el tan mentado COIRCO y el Poder Ejecutivo Nacional.

Pronto comenzaron a exhibirlo empresarios y ciudadanos que no quieren un quiebre y buscan concentrar en el gobernador radical Rodolfo Suarez el mismo apoyo unánime que recibiera en su tiempo el exgobernador peronista Arturo Lafalla: todos juntos por Mendoza.

Portezuelo no importa tanto como la plata

De paso, el Grupo Olascoaga, integrado por peronistas del lafallismo, muy activo últimamente, fue el primer sector del peronismo que salió a avalar los derechos de Mendoza sobre los fondos para Portezuelo del Viento. Pero dejó en claro que lo que importa es que sigan girando la plata y dejó a un costado la obra, con lo que encendieron una luz de alerta. Se pusieron al medio, pero con más de medio cuerpo "de este lado".

Los terraplanistas de Portezuelo: más que uno

En febrero Memo contó las declaraciones de una diputada mendocina que fue candidata a intendenta de Godoy Cruz, Andrea Blandini

En una entrevista con diario Los Andes, la senadora dijo: "Nadie sabe qué es Portezuelo del Viento, si es un paredón... Mendoza dice que la beneficia y las provincias involucradas dicen que las dejan sin agua. Si preguntás a la gente, dicen 'ni'". Asimismo, Blandini, ignorando todo sobre el tema, aseguró que en Mendoza "nadie conoce el proyecto. No hay un proyecto. Es una obra que nunca hemos discutido en términos de impacto ambiental, o si la gente está de acuerdo".

Blandini se crió en el grupo político que tenía Carmona, pero se pasó a La Cámpora y le dieron la candidatura en Godoy Cruz. Pero ahora se la desconoce desde todos los sectores de ese partido. "Estar en contra de Portezuelo Del Viento es estar contra Mendoza, contra Malargüe, contra las pymes locales. Es negarle energía a 130.000 hogares y cortarle la posibilidad de trabajar a mucha gente", disparó en su contra el intendente de Malargüe, Juan Manuel Ojeda.

El otro caso de "héroe pampeano" ya fue tratado bastante por la prensa y se trata del legislador alvearense Gustavo Majstruk, quien directamente pidió que Portezuelo del Viento no se construya.

Sagasti, por Santa Fe y también Mendoza

Pero finalmente, el PJ tiene una autoridad que no está en los papeles, que es "de hecho" y se trata de la senadora nacional Anabel Fernández Sagasti. A la hora de convocar a las fuerzas políticas para ver, al final, de qué lado están con Portezuelo del Viento, el Goberndor llevó a la enorme mes del Salón Patricias Mendocinas de la Casa de Gobierno a los legisladores nacionales. Fueron todos aunque Pamela Verasay no salió en las fotos porque llegó tarde. La primera fue Fernández Sagasti, para despejar dudas en torno a que es de aquí. Es que su participación en el anuncio de la intervención y expropiación del Grupo Vicentin confundió a los medios porteños que no la tienen muy presente. TN, por ejemplo, hablo de "Álvarez Sagasti" (y pegó en el palo) al mencionarla. Pero también subrayó que se trataba de la "senadora nacional por Santa Fe... (y la pifió de cabo a rabo).

Pero claro: es que los senadores representan al Estado provincial por el que fueron electos y no al pueblo de la Nación (como sí, los diputados). Tampoco representan al partido que los propuso. Ni al senador, senadora, expresidenta o Vicepresidenta en funciones de las que sean más cercanos. No había nadie de Santa Fe en una mesa en la que estaban sentados Alberto Fernández, el ministro de Desarrollo Productivo Matías Kulfas y el interventor Gabriel Delgado. De todos modos, Fernández Sagasti dijo que sí, que está del lado de Mendoza.

Las palabras ausentes de Eduardo de Pedro

La duda que tiene el seno del gobierno mendocino en torno a Portezuelo del Viento, finalmente las explicó el ministro de Economía, Enrique Vaquié. Es una sola y lo dijo unas 15 veces durante una entrevista con Memo: "¿Qué quiere el ministro del Interior? No lo sabemos, no ha llamado", señaló sin mencionar su nombre una sola vez.

La viga en el ojo propio

En la política vernácula, destacó en la semana la sanción por parte del Tribunal de Cuentas a Oscar Sandes, titular de Vialidad Provincial. Un funcionario heredado del gobierno anterior que recibió una multa por 2,9 millones de pesos. El juicio parcial de cuentas sobre Vialidad corresponde al ejercicio 2019, en el periodo que fue del 1/1/2019 al 30/9/2019. La acusación en su contra fue simple y a la vez contundente: falsificaciones de facturas y gastos de la "caja chica" de Vialidad en balnearios y almuerzos en la costa. 

A diferencia de otros casos con sanciones, en este se dio un elemento distintivo: la historia del Tribunal de Cuentas lo muestra casi siempre distraído a la hora en que pasaban los grandes desfalcos políticos en Mendoza. Cuando sancionaba a alguien, era porque la mayoría de sus integrantes eran opositores al Gobierno. pero en este turno se da que la conducción está en manos de Néstor Parés y en su seno -si bien queda una rémora de funcionarios eternos- hay otros dos vocales radicales. No debería ser duro para el Gobierno que la prensa lo dé a conocer, sino que deberían celebrar la independencia del organismo a pesar de la afinidad política. ¿O no?

Protectora ya es una colectora del Frente de Todos

El diputado nacional José Luis Ramón ya no disimula que es una herramienta que el Frente de Todos tiene a mano cada vez que necesita mostrar "apoyo externo". Le armaron un bloque en la Cámara de Diputados y lo pusieron de presidente, pero mientras la ciudadanía se va dando cuenta de la maniobra, se cae a pedazos la fuerza política local que construyó a fuerza de repetir la Constitución y las leyes desde Protectora, nacida como una ONG primero y luego como un programa de radio, para pasar a conformarse con partido.

Esta semana, su coequiper histórico, Mario Vadillo, que ocupa una banca en Diputados de Mendoza, que fuera su candidato a vicegobernador, su coconductor en "Hagamos lio" en la radio MDZ y su par en la ONG, salió al cruce. Entrevistado en el programa "La Picada" por Aurora 91.3 la semana pasada dijo que "no estamos de acuerdo" con el accionar de Ramón en respaldo a la expropiación del Grupo Vicentin. Vadillo dijo que no corresponda que Protectora lo sancione ni le marque el camino, pero que piensan totalmente distinto. ¿Las razones? "Porque él está allá y nosotros acá".

- ¿Lo hablaron con Ramón, le señalaron que no están de acuerdo con lo que está haciendo?

- No hemos tenido la oportunidad.

- ¿Pero no correspondería que lo hicieran, ya que han publicado un comunicado?

- Él allá es parte de un bloque y acá somos un partido...

- ¿Pero no se han hablado?

- No, porque él está en Buenos Aires.

- ¿Quiere que le pasemos su teléfono?

- No, es que no he tenido tiempo...

El viernes José Luis Ramón ya estaba acá y no "allá". Pero se deconoce si pudieron hablar o no.

El milagro al pie de la montaña

Finalmente, el paciente de covid-19 que más revuelo armó en su momento -aunque duró poco- se levantó y anduvo. Sucedió a mitad de semana, cuando perdido en un parte de novedades de las 20, se informó que el anciano que había sido declarado "positivo" para la enfermedad en un geriátrico de la Ciudad de Mendoza se había recuperado.

El milagro no está en su recuperación, sino en la ausencia de contagios cercanos. Es el único caso en el mundo en que un paciente de un geriátrico, con más de 100 personas rodeándolo no contagió a más nadie.

En su momento se dijo que se lo había testeado mal y que, en realidad, tenía achaques compatibles, pero no covid-19- Las autoridades de Salud enfurecieron ante la versión, pero otros entes, de índole nacional, reconocieron que "la versión circuló, pero no la hemos podido confirmar". Como todo salió bien, finalmente nadie hizo alarde de la recuperación. No más preguntas, el hombre sigue bien y la única respuesta va en el próximo boletín de las 20.

Alberdi

Para el final, la Cátedra Alberdi viralizó -en medio de tanta interpretación e idas y vueltas en torno a Vicentin- una frase del padre de la Constitución de 1853: "No hay peor agricultor, peor comerciante, peor fabricante que el Gobierno... La industria pública es absurda y falsa en su base económica. tenemos al gobierno de labrador, es decir, fuera de su rol".

Esta nota habla de:
Más
El campeonato político que solo busca un empate (en 100 palabras)
Gabriel Conte

El campeonato político que solo busca un empate (en 100 palabras)

Los partidos políticos se muestran como grandes equipos, selección de los mejores. Pero el árbitro parece "incentivado" para que no haya definición final. Todos luchan por ser iguales.
Si hubiera Justicia, Fernández no podría hacer lo que quiere con Portezuelo
Gabriel Conte

Si hubiera Justicia, Fernández no podría hacer lo que quiere con Portezuelo

El Gobernador y la Fiscalía de Estado podrían reclamarle a la Justicia que frene las intenciones de un Presidente que fue malinformado o que actúa bajo información errónea. Pero hace falta que haya Justicia.
El país de las devaluaciones: el dinero, las palabras y ¿también las instituciones?
Gabriel Conte

El país de las devaluaciones: el dinero, las palabras y ¿también las instituciones?

No se puede confiar en lo que anuncie nadie en el zénit del poder político, porque al rato puede ser desmentido. No hay plan y si lo hay, ¿cómo confiar en que sea verdad? El Presidente no parece tener la última palabra a la hora de definir temas cruciales. Pero este no es solo un problema de Alberto Fernández, el actual mandatario, sino de los argentinos. ¿Qué nos queda?