Tres para presidir el PJ, cortocircuitos en la Corte mendocina y no es chiste: Massa como oficialista y opositor en Mendoza

De qué hablar este domingo en el quincho, mientras se revuelve la polenta y se busca una alternativa al carísimo queso. Es 31 de julio y si no sos empleado del Estado, no has cobrado todavía. Lo que deja para la charla la política esta semana, más lo que pueda agregar cada lector.

Massa, oficialismo y oposición en Mendoza, y no es chiste fácil

Sergio Massa fue uno de los creadores del Frente Cambia Mendoza. Aportó dos hombres que le respondían: Guillermo Pereyra y Jorge Difonso. De hecho, el acuerdo se cerró con su presencia en San Carlos y con la cúpula radical caminando entre viñedos. Con el paso del tiempo, muchos dicen que el propio Massa se fue del massismo y se generaron diversos "frentes renovadores". Difonso tiene su propio partido pero dice seguir siendo amigo de Massa, más aun ahora que agarra la manija del poder. Pereyra falleció trágicamente y heredó su estructura José María Videla Sáenz, que ahora preside el Frente Renovador Federal a nivel nacional, un partido que no tiene al nuevo ministro múltiple de jefe ni de referencia.

Pero hay una historia de "amigotes", contactos y muchos tipos de vínculos que construyó Massa en Mendoza. 

El intendente mendocino que veranea con Massa y se ilusiona tras su llegada al Gobierno

El peronismo que no quiere acatar la verticalidad incuestionable a Cristina Kirchner que ofrece el kirchnerismo lo busca a él como referencia, ante la imposibilidad de que cuaje un "albertismo", ya corrido de la escena gubernamental, prácticamente.

Por ejemplo, fue Julio Cobos quien siempre estuvo más a favor de aliarse con él que con Mauricio Macri, y hoy es quien se desmarca de las críticas de la UCR y le da un voto de esperanza.

En el segmento político gastronómico "La Picada", por radio Nihuil, las relaciones de Massa con Mendoza fueron analizadas por Gabriel Conte y Santiago Montiveros junto a Ricardo Montacuto, conductor del programa "Te digo lo que pienso" por radio Nihuil.

¿Qué dicen las encuestas en Mendoza sobre Massa? ¿Quiénes siguen siendo sus amigos? Escuchá el podcast del programa haciendo clic aquí o abajo:

¡Callen a Cleto!

En el radicalismo están viendo un ataque de gerardomoralismo en Julio Cobos. Es que cada tanto se sale de carril y termina apoyando a los adversarios, solo porque puede ser que le caiga bien o alguna otra razón personal, lo que desconfigura la estrategia opositora. 

Pero ya lo saben: por más que intenten acallarlo, no sucederá, porque su construcción -como la de todos, bah- es muy personal y depende de sus características propias que muchos llevan a comparar con las del propio Massa.

A la afinidad mayor con Massa que con Macri en aquella Convención Nacional de Gualeguaychú en que la postura del ahora diputado nacional y ex vicepresidente de Cristina Kirchner perdió, se le sumó que el 4 de julio, cuando designaban a Silvina Batakis como ministra de Economía, luego de raspar la olla y que no hubiera más nada allí, se lamentó que no fuera Massa el designado.

"Me parece bueno que haya un recambio, pero quizás con una figura como Massa que busque equilibro y con peso político, que dé una impronta o refundación. Hubiese sido bueno, pero las decisiones son del presidente", dijo el diputado mendocino Cobos sobre la renuncia de Martín Guzmán y el nombramiento de Batakis, tal como lo contó en ese momento Memo.

La Justicia no se define: ¿quieren seguir trabajando en forma virtual o no?

En la semana que terminó dos chascos ocuparon tiempo en la Corte de Justicia de Mendoza. Uno fue el nuevamente mal funcionamiento del sistema online, que apuró a emitir una acordada para declarar "inhábil" ese día, como si se hubiese tratado de un feriado, para que los plazos en las causas no corrieran en medio del descalabro de un recurso al que no logran domar.

El otro fue un incidente entre dos salas, que mantienen diferencia en torno a un tema puntual: una quiere promover el home office para los relatores (y justamente les anda fallando el sistema cada dos por tres) y la otra mayoritriamente no. Fue cuando la Sala 2, abocada a los asuntos penales y laborales e integrada por los jueces Mario Adaro, Omar Palermo y José Valerio, lanzó un piloto de trabajo virtual. De rebote, la Sala Administrativa, que integran Dalmiro Garay (presidente además del máximo tribunal), Teresa Day y también por el impulsor de la virtualidad, Adaro revocó esa resolución y determinó llamar a una sesión plenaria, con todos los integrantes para opinar. Adaro, obviamente, se abstuvo, pero el tema quedó picando, ya que le pincharon el globo. La determinación:

Ya son tres los dirigentes que quieren quedarse con el Partido Justicialista de Mendoza

El intendente de Lavalle, Roberto Righi, postuló al sanrafaelino Emir Félix para que preside desde noviembre, cuando Anabel Fernández Sagasti termine su mandato partidario, para presidir el PJ de Mendoza. 

Todo el peronismo está navegando por los municipios tratando de contener y bajar línea en medio del descalabro nacional del Frente de Todos, y ahora deberá intensificarlo más, porque si bien Sergio Massa es parte de su gobierno, tiene partido propio y no es el PJ, sino el Frente Renovador, y podría empezar a encantar y cooptar dirigentes dentro de Mendoza.

El peronismo perdió la última docena de elecciones y la disputa por la conducción pasa por manejar el sello partidario y conducir la política de alianzas. La irrupción del saludablemente recuperado Félix se junta con la predecible vuelta de su hermano Omar para postularse a sucederlo en la intendencia. Cabe recordar que hoy, el ex diputado nacional es diputado provincial en la Legislatura de Mendoza, con muy bajo perfil público.

Además de Félix han sido lanzadas dos mujeres: María Flor Destéfanis, que recorre los municipios dando charlas de estímulo, y Fernanda Lacoste, una maipucina que fue propuesta por Guillermo Carmona, de presencia interna prácticamente irrelevante.

Contener, expulsar, entusiasmar: no es yoga, es peronismo

Anabel Fernández Sagasti, por su parte, ha centrado sus esfuerzos en contener y entusiasmar dentro de su espacio, el cristinismo más acérrimo, pero tratando de "convencer" a muchos otros que no han sido afines de que ese es hoy el mejor lugar para ejercer el peronismo hoy en día. Va por todos lados. Habla, saluda, reparte. También expulsa, porque hay gente del partido que no le perdona haber perdido la elección de gobernador y de legisladores nacionales, como si la culpa fuese solo de la que pone la cara.

Pero hay un problema del que ya dimos cuenta antes: muchos de los reclutados por Sagasti en Mendoza llegaron a fuerza de decreto con cargo en alguna delegación del Estado nacional en Mendoza u oficina en Buenos Aires. Y esa "lapicera" de la que tanto habla Cristina Kirchner ahora la tendrá Sergio Massa, que será muy aliado y amigo de Máximo Kirchner, pero tiene a su propia gente en Mendoza con la cual deslizar beneficios de sentirse parte de su plan de reinicio tardío del gobierno que compone junto a Los Fernández.


Recibí gratis el boletín diario de Memo haciendo clic aquí

Sagasti se enteró de que la estaban nominando una vez más para ser ministra de muchas cosas, como Cultura, Turismo y otras dependencias, en viaje a San Carlos, en donde escuchó a su exmarido Lucas Ilardo en el marco de la gira "Derribando mitos, peronismo inevitable", que les está recargando las pilas municipio por municipio, pero sobre todo, tratando de evitar la dispersión.

Este finde, pasó por su club preferido de Guaymallén, el de Los Corralitos, habitual sede de acciones del PJ, el kirchnerismo y el gobierno nacional. 

Hay fotos de todos esos movimientos, pero estaría bueno que se conozcan videos y audios de lo que se habla en los encuentros:

Esta nota habla de: