El Tomba, condenado a pagarle una millonaria suma a un arquitecto y a un ingeniero

El club de Godoy Cruz deberá abonarle los honorarios a los profesionales por la construcción de oficinas, un gimnasio y un buffet. El fallo es de la Suprema Corte.

Gabriela Guilló

El club Godoy Cruz Antonio Tomba deberá pagarle una millonaria suma al arquitecto y al ingeniero que estuvieron al frente de la construcción de oficinas y hasta un gimnasio del lugar. Si bien el fallo de la Cámara de Apelaciones fue en 2021, el Tomba apeló la medida y ahora la Suprema Corte ratificó el fallo.

Le robaron la bicicleta al arquero de Independiente Rivadavia cuando daba una entrevista

La demanda fue interpuesta por el arquitecto Jorge Amadeo Leiva y el ingeniero Manuel Roberto Cantalejos, por algo más de $2,5 millones por los honorarios de los trabajos realizados en el lugar.

Los profesionales afirman que el año 2012 el club contrató sus servicios profesionales para la construcción de oficinas, buffet, gimnasio y salón del club de la calle Balcarce

Si bien los mismos fueron concluidos, el club "nunca cumplió con el pago de los honorarios", los cuales fueron calculados por el Colegio de Arquitectos de Mendoza y al Consejo profesional de Ingenieros y Geólogos de la provincia.

Por su parte, el club indica que en junio de 2012 los profesionales extendieron los presupuestos correspondientes donde describían los trabajos a realizar y se establecía que los honorarios de proyectos, cálculos y direcciones técnicas se encontraban bonificados. 

Para esto, el club abonó un total de $ 3.346.365, en el que se incluiría los honorarios reclamados.

Los peritos, en tanto, constataron que en el expediente ningún certificado indica que se pagaron los honorarios profesionales reclamados.

En primera instancia, el Cuarto Tribunal de Gestión Asociada aceptó "parcialmente" la demanda de los profesionales, y ordenó que el club pague cerca de $60 mil. 

Los demandantes apelaron la resolución y esta vez la Cuarta Cámara de Apelaciones en lo Civil le dio la razón a los denunciantes y firmaron una sentencia por $2.633.533,63.

El club, disconforme, presentó un recurso extraordinario en la Suprema Corte que esta semana dio a conocer el fallo que coincide con el de la Cuarta Cámara de Apelaciones.

De esta manera, el club deberá abonar el dinero correspondiente, más los intereses, que ascenderían el monto a más de $3 millones. 

Esta nota habla de:

Tenés que saberlo