Cómo fue el "acuerdo" entre el pastor Bonarrico y el Gobierno

El pastor y exsenador Hugo Héctor Bonarrico desistió de un cargo político a cambio de plata para la fundación.

Ana Montes de Oca

Después del "marcha atrás" con la derogación del decreto que iba a otorgarle a la fundación que preside el pastor y exsenador Héctor Bonarrico la suma de $18 millones para distintos planes de ayuda social, como parte de un "acuerdo" entre el exlegislador y el gobierno, cabe preguntarse de qué se trataba ese acuerdo. 

Si bien en distintas notas periodísticas el pastor evangélico explicó que el dinero, aunque fuera para una fundación que él preside, sería destinado a distintos planes educativos y de apoyo a iglesias evangélicas, lo que no dijo el senador es que lo que le habían ofrecido a él era una dirección dentro del Gobierno. 

Es decir, le ofrecieron un cargo (o varios) dentro del gobierno provincial. Allí, el pastor cobraría el sueldo de un funcionario. Sin embargo, Bonarrico prefirió que, en vez de crear toda una estructura con sueldos y cargos de planta permanente en el Estado, el dinero fuera directamente a la implementación de los planes que tenía entre los que estaban la construcción de jardines de infantes para ayudar a las mujeres de las iglesias evangélicas a que puedan estudiar y trabajar, enseñar oficios a los jóvenes y otros. 

Además, ni él ni ninguna de las personas de la Fundación Acción Social cobrarían sueldo y los gastos serían auditados cada tres meses. 

Sin embargo, ante la noticia del decreto y la rapidez del peronismo para pedir explicaciones, el gobernador Rodolfo Suarez decidió derogarlo. 

El decreto lo firmó Abed cuando Suarez estaba en Buenos Aires

Esta nota habla de: