Carmona denunció a los manifestantes y funcionarios del #17A

El presidente del Partido Justicialista de Mendoza se enfrentó abiertamente a quienes rompieron el distanciamiento social en la marcha contra los abusos del gobierno nacional y pretende que la Justicia los sancione.

El presidente del Partido Justicialista de Mendoza y funcionario del Ministerio de Defensa de la Nación, Guillermo Carmona, presentó una denuncia en contra de los manifestantes del #17A en Mendoza y de los funcionarios que tienen el deber de controlar el cumplimiento de las disposiciones de la emergencia sanitaria. Coincidencia con el planteo de Juan Grabois.

El dirigente peronista lo contó en Twitter: "Solicité que en particular se investigue el accionar de funcionarios públicos que hayan tomado parte en la instigación a cometer hechos que ponen en riesgo la salud de la población y/o hayan sido participes de esos hechos".

Además, argumentó que "la salud pública es un bien jurídico que lo proteje el Código Penal con graves sanciones cuando se la pone en riesgo. Presenté una denuncia ante el Ministerio Público Fiscal para que investigue presuntos delitos y contravenciones tipificados en legislación nacional y provincial" (SIC, se escribe "proteger").

Un piquetero contra las marchas

Juan Grabois exigió "aplicar la autoridad" contra quienes protestaron. El líder de la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP) analizó: "Es paradójico que la gente que se queja de que en la Argentina no se respeta la ley y el orden la viole de esta manera y que el poder punitivo no se aplique".

En declaraciones a C5N, Grabois consideró que entre la gente que protestó este lunes hay "una doble vara": "Muchos de los defensores de la ley y el orden están incumpliendo una disposición obligatoria del Estado argentino. No es opcional, no es un problema de conciencia individual, hay una violación a la ley y el orden que defienden".

También dijo que hay una doble vara con respecto al accionar de las fuerzas de seguridad ante quienes violan la cuarentena. "Hace un par de días el cura Toto de la Villa 21 con pibes de La Poderosa y otras organizaciones sociales fueron a pedir por el agua y la luz del barrio y apareció la policía y les hizo una contravención; el fundamento era la violación del distanciamiento y el aislamiento obligatorio", ejemplificó y reafirmó que en el 17A hubo "una violación al orden público". "Es paradójico que la gente que se queja de que en la Argentina no se respeta la ley y el orden la viole de esta manera y que el poder punitivo no se aplique", enfatizó.

En ese sentido el referente del Movimiento de Trabajadores Excluidos (MTE) propuso multar a los manifestantes a partir de las patentes de los autos que se ven en las imágenes del banderazo. "¿Por qué un fiscal no actúa de oficio y les pone una multa? Sin una cuestión represiva, una multa y que paguen el daño que están haciendo", reclamó.

Esta nota habla de: