Excarcelarán al jefe de la Policía Federal en Mendoza acusado de recibir coimas

La defensa de Dino Rossignoli interpuso un recurso para que la excarcelación sea decidida en Buenos Aires, el cual fue aceptado por el Tribunal. Un juez comparó la situación con la de Omar Chabán.

Gabriela Guilló

La Justicia le otorgó el pedido de Casación interpuesto por la defensa de Dino Rossignoli, el jefe de la Policía Federal en Mendoza sospechado de formar una asociación ilícita con empresarios de joyerías ubicadas en pleno centro de la provincia. En el fallo, uno de los magistrados justifica su decisión comparando el caso con el de Omar Chabán acusado por el incendio de Cromañon.

De esta manera, dos de los tres jueces votaron a favor de otorgarle el beneficio solicitado por su defensa en reiteradas ocasiones y ahora la decisión final la tendrá la justicia de Comodoro Py.

En el fallo, el juez Juan Curci sostiene que "al privar de libertad al imputado, causa un gravamen irreparable susceptible de habilitar la vía de la casación. En este sentido ha dicho la Cámara de Casación Penal: la resolución que denegó la excarcelación del imputado es equiparable a sentencia definitiva a los fines del recurso de casación, pues resulta restrictiva de la libertad y, por ello, puede ocasionar un perjuicio de imposible o tardía reparación ulterior".

El abogado mendocino involucrado en el caso Bento al que le suspendieron la matrícula

Asimismo, para su voto comparó el caso de Rossignoli con el de Omar Chabán, acusado del incendio del boliche Cromañon. Al empresario en 2005 le concedieron la excarcelación al entender que no existía riesgo de fuga ni de entorpecimiento de la causa, además de basarse en el principio de inocencia.

Estos mismos fundamentos utilizó el juez mendocino a favor del jefe policial, quien sigue imputado por formar parte de una asociación ilícita.

La causa

Rossignoli está sospechado de recibir coimas a cambio de no investigar las joyerías céntricas donde compraban y vendían dólares de manera ilegal.

De acuerdo a la investigación, existirían conversaciones telefónicas donde el uniformado le adelantaría a los dueños de las joyerías sobre los procedimientos policiales que harían en los locales.

Cuando los investigadores allanaron la oficina de Rossignoli encontraron 20 mil dólares en efectivo que no supo explicar la procedencia.

Esta nota habla de: