Audio: amenazas y abusos en el pabellón "modelo" de la cárcel mendocina

En el pabellón de la diversidad, pionero en el país, se denunciaron dos abusos sexuales en los últimos días. Desde el penal aseguran que se trata de conflictos de convivencia, pero los controlan de cerca.

Gabriela Guilló

El pabellón 14 de la cárcel de Boulogne Sur Mer es considerado un "modelo" y el pionero en el país. Pero en los últimos días el lugar en el centro de la escena por una denuncia de dos abusos sexuales y amenazas entre internos.

Triple A: piden juicio oral para el exjuez Néstor Luis Montezanti

Mendoza fue la primera provincia en destinar un lugar en la cárcel para personas que se encuentran en el colectivo LGTBIQ+. La idea surgió por los problemas de convivencia que padecían, sobre todo, travestis, transexuales y gays en los pabellones comunes de hombres.

De esta manera, destinaron un pabellón exclusivamente para aquellos internos que se consideren parte de la diversidad y puedan convivir de una manera más tranquila con sus pares.

Si bien este tipo de "discriminación positiva" trajo varias críticas a nivel nacional e internacional, el modelo ha sido copiado en varias provincias y países. Pero en los últimos días algunas denuncias pusieron el foco en el pabellón de la cárcel ubicada en plena ciudad de Mendoza.

Violentas amenazas de muerte y hasta dos abusos sexuales fueron denunciados hace unos días.

"Esta semana hubo dos abusos sexuales de dos internos y uno tuvo que huir por los techos para proteger su integridad física", indica la denuncia realizada el 7 de octubre en el Ministerio Público.

Asimismo, en otra denuncia un interno sostiene que fue golpeado y amenazado de muerte. 

"Textualmente me dijo: ?Acaso querés que te corte la cabeza y me ponga a jugar a la pelota con ella'", indicó en la denuncia el joven interno en relación a la persona que, considera, líder del pabellón.

Las víctimas aseguran que los problemas tienen relación con las personas que manejan el pabellón y que "intentan someter al resto de la población, sobre todo a los más jóvenes o a los que tienen problemas con las drogas".

Un funcionario nacional es testigo en la causa contra Mauro Aguirre por abusos

En tanto, desde el penal indicaron que muchos de estos hechos tienen que ver con los clásicos problemas de convivencia entre internos y aclararon que el pabellón es controlado de cerca.

Por su parte, la subdirectora de Ejecución Penal de la Dirección de Derechos Humanos y Acceso a la Justicia, Romina Cucchi explicó a Memo sobre las denuncias y los últimos hechos que trascendieron que "hemos estado hace poco en el pabellón y en contacto con las personas en forma constante. Hay un área del servicio penitenciario interviniendo también".

Esta nota habla de:

Tenés que saberlo