Fanny Cruz, la mujer detrás de la marca

Es una emprendedora enérgica: Fanny Cruz ha sido siempre desafiada por las adversidades para transformar el negocio en el que es líder. Lo empieza a contar aquí, pero terminará de hacerlo en un libro que verá la luz en los primeros meses de 2022.

Periodista y escritor, autor de una docena de libros de ensayo y literatura. En Twitter: @ConteGabriel

Fanny Cruz es, a la vez, el nombre de una persona inquieta y una marca consolidada en el mundo inmobiliario de las propiedades de alta gama en Mendoza. Hay una mujer detrás de aquellos carteles y de su actual presencia innovadora en las redes sociales. Y no se trata de una mujer que se haya sentado a disfrutar de los laureles de su trayectoria: por el contrario, jamás dejó (ni deja) de aprender más.

Ahora, rebalsada de experiencias, las quiere compartir, transferir a los demás. No hay secretos en el éxito de haberse transformada en una marca fuerte, sino dedicación y perseverancia, según le contó a Memo en un diálogo informal a raíz de que además de sus columnas en este diario, llegará pronto todo un libro con datos, anécdotas e información útil para los negocios y la vida.

Fanny Cruz, la mujer detrás de la marca que lleva su nombre:

- ¿Cuándo empezaste con la actividad inmobiliaria y qué te llevó a eso?

- Empecé embarazada de mi segundo hijo, casi por casualidad , ya que yo estaba cursando quinto año de Derecho en la Universidad de Mendoza, y lo que creí en ese momento siendo muy joven que sería una pausa en mi carrera de Derecho, se convirtió en mi vocación, profesión y pasión.

- ¿Cómo fueron tus inicios?

- Creo que como los de todos, nadie daba un peso por mí, fueron años de trabajo, de siembra bastante silenciosa, hasta que a través de una selección entré a la parte comercial de Dalvian SA y ahí me topé con quien considero fue mi mentor el señor Alfredo LuisVila padre quien me formó comercialmente, diría que a su lado hice un master intensivo en comercialización, y de quien guardo mis mejores recuerdos.

- ¿Te dio un poco de pudor empezar a trabajar con tu nombre y apellido como marca distintiva?

- ¡Si claro! De hecho, me negaba. Me parecía una intromisión a mi privacidad. Pero como todo fue el contacto con la gente lo que me llevó a hacerlo. Por entonces usábamos un nombre de fantasía y fue una clienta la que me dijo: de saber que eras vos quién estaba detrás te hubiera elegido sin dudarlo... y así empecé a ponerle el cuerpo el alma y el nombre a la inmobiliaria.

- A lo largo del tiempo, decir "Fanny Cruz" dice muchas cosas vinculadas al mundo de la vivienda propia. ¿Qué sentís que perciben tus clientes cuando te buscan? ¿Tranquilidad, incertidumbre, expectativa, temores?

- Yo intuyo, por lo que percibo y por los comentarios que saben por un lado que estoy muy asociada a un segmento de viviendas de alta gama, y por otro lado saben que pueden contar conmigo, que siempre voy a estar, que atiendo mi celu que es el único que tengo para la vida profesional y personal 24/7. Y que si es necesario para que alguien quede conforme hasta voy a poner dinero de mi bolsillo, y esto es literal, no es una manera de decir.

- Desde tu lado del negocio, ¿cómo vivís, qué sensaciones te genera el primer encuentro con tanta gente diferente?

- Cada encuentro es único, habrá por supuesto gente con la que hay más feeling que con otra, pero te puedo asegurar que yo soy amiga de mis clientes, empatizo, conozco sus historias, a sus hijos, logro formar un entramado relacional muy profundo.

- ¿Alguna anécdota negativa?

- Surge rápidamente a mi mente y ocurrió el 4 de diciembre de 2019, donde viví un asalto y una situación muy violenta, donde de verdad me había entregado, porque yo sentía que me moría. Algunas de estas cosas las cuento con detalles en el libro que saldrá en marzo del 2022.

-¿Algo gracioso que te haya pasado?

- Miles de cosas , pasa que yo soy muy despistada, y cuando empecé me perdía en la sexta sección. Tenía que salir 45 minutos antes para llegar, obvio no había GPS ni Google Maps. Recuerdo que al principio mis hijos muy chiquitos a veces iban conmigo a mostrar alguna casa, y en una oportunidad me preguntaron: ¿por qué siempre hay un policía en la esquina? Mis amores, no eran distintos policías, era siempre el mismo, porque yo perdida daba vueltas por la misma rotonda. Eso aún ellos lo recuerdan.

- Seguramente la pandemia te marcó fuerte. ¿Cuántos cambios de forma de trabajo has tenido con el paso del tiempo?

- La pandemia, la cuarentena dura del principio me asustó, me paralizó, de verdad no sabía qué recursos de los utilizados emplear, porque era algo nuevo. Después, como en todo, encontré una oportunidad, empecé a armar equipos colaborativos de trabajo, y resultó una gran experiencia.

- ¿Qué es lo que viene en materia de negocio inmobiliario y real estate?

- Un poco te lo adelanté en mi última columna en Memo: se viene el mundo de las cripto monedas, y eso va a llegar indefectiblemente. Yo creo que siempre hay que estar un paso adelante , no por un tema de competitividad sino para poder comprender el lenguaje de los más jóvenes que tienen mucho para enseñarnos.

- ¿Por qué pensaste en volcar toda tu experiencia en un libro?

- ¿Sabes qué me pasó? Yo he vivido estudiando, formándome, posgrados, en gerenciamiento de empresas, mediación, coaching, neurociencias, y un día sentí la necesidad de compartir lo que había aprendido y a lo que le había dado mi impronta, de hecho lo hago todos los días con mi equipo de trabajo, pero creo que de ahí nació este proyecto, de una necesidad de dar, de volcar las herranmientas adquiridas. Tal vez sea una cuestión de edad.

- ¿Qué piensa tu familia de tu dedicación al trabajo y además, de que el nombre de la esposa o la mamá sea una marca que, al mencionarla, es reconocida por muchísima gente?

- Bueno, no creo que lo tomen como algo especial. Han convivido con eso toda la vida, de hecho fuera de las horas de trabajo siempre soy la mamá.

- ¿Cuánto pensás que el libro puede estar listo?

- Estamos trabajando con Raul Lilloy, director de Incubook para que la edición digital esté en proceso final en marzo/abril 2022. Habrá una preventa y algunos capítulos los vas a tener vos a través del diario, y también se podrán descargar desde el sitio.

Algunas columnas de Fanny Cruz en Memo

Argentina: se vende

Mendoza, ¿la nueva Meca argentina?

Pecados capitales

Un año de la Ley de Alquileres: ante la vulnerabilidad del mercado, responsabilidad

Barajar y dar de nuevo: el devenir inmobiliario

Cuatro características de las mujeres en el real estate

Bienvenidos al Club del Trueque: "Tu casa por mi casa"

¿Arrancó la actividad inmobiliaria poscuarentena en Mendoza?

Destino microcentro, destino Emilio Civit


Esta nota habla de:

Tenés que saberlo