Hay preocupación por el índice de pobreza que dará a conocer hoy el Indec

En el último informe de 47 millones de personas, más de 16,4 millones eran pobres y 3,7 era indigentes. En Mendoza el último índice indicó que había un 38,6% de pobres y 7,9% de pobres. Esos números aumentarán de manera importante este miércoles.

El Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) dará a conocer este miércoles la evolución que registró el índice de pobreza durante el primer semestre del año. Durante el segundo semestre de 2019 la pobreza a nivel nacional llegó a 35,5% y en Mendoza fue superior y llegó a 38,6%.

Los datos del informe de pobreza que se dio a conocer en abril indicaron que en el Gran Mendoza había 393.258 hogares en los que se vive bajo la línea de la pobreza y 80.272 hogares que están sobreviviendo esta larga cuarentena en la indigencia.

Del millón de personas que viven en el Gran Mendoza el 38,6% es pobre y el 7,9% es indigente, sumando entre ambos casos 473.555 personas.

Se estima que todas estas cifras aumentarán de manera considerable, especialmente de otros índices que apuntan a eso, como el desempleo que llegó a superar el 15% en la provincia, por encima del 13% a nivel nacional.

Análisis

En medio de la crisis económica provocada por la cuarentena, el aumento de la canasta básica alimentaria y el congelamiento de los salarios, se estima que habrá un fuerte aumento de las personas que estarán bajo la línea de la pobreza.

La posibilidad de que este indicador dé cuenta de un incremento se refleja en otros índices ya informados con anterioridad por el Indec, como el Producto Bruto Interno (PBI) que al cierre del segundo trimestre del año marcó una caída de 19,1%, mientras que la inflación registró un avance de 42,8% en doce meses.

El ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, consideró que debido a la caída de la economía, "ha aumentado la pobreza y la desigualdad en Argentina".

"Es evidente, (este incremento) si bien es difícil hacer encuestas presenciales en este contexto" de pandemia", dijo el ministro a la prensa la semana pasada.

Sobre una población de 47 millones de habitantes, alrededor de 16,4 millones de personas no tuvieron los ingresos suficientes para adquirir servicios básicos e indumentaria, que se requieren para no ubicarse por debajo de la línea de pobreza, entre los cuales, 3,7 millones no tenían dinero ni siquiera para alimentarse todos los días. Esas cifras aumentarán hoy.

Esta nota habla de: