Nación salió a comprar gasoil para frenar cortes de luz: qué pasa en Mendoza

Casi de urgencia, Cammesa dispuso la compra de 150.000 metros cúbicos de combustibles ante la ola de calor que incrementó la demanda energética.

Año tras año, con la llegada del verano y las altas temperaturas, el consumo eléctrico aumenta considerablemente.

Si bien el consumo industrial no es el mismo que en otras épocas, la utilización de equipos de aires acondicionado, ventiladores y cualquier instrumento que sirva para refrigerar hacen que la demanda energética tenga una suba considerable.

Esta semana, el Gobierno nacional importó 150.000 metros cúbicos de gasoil para evitar posibles cortes de luz que afecten a las industrias.

La Compañía Administradora del Mercado Eléctrico Mayorista (Cammesa) es la que estuvo al frente de la operación. El gasoil llegaría al país durante los próximos días, a fin de que se recupere el nivel de reserva para las centrales eléctricas y, de este modo, garantizar el abastecimiento sin tener que padecer cortes programados para usuarios industriales, tal cual ha ocurrido años atrás.

Cuál es la situación en Mendoza

En Mendoza, al igual que en el resto de la Argentina, "se ha incrementado mucho el consumo por las altas temperaturas", dijo Javier Domínguez, referente del área de Relaciones Institucionales de la distribuidora mendocina Edemsa.

El especialista, en diálogo con Memo, explicó que "la gente cuando está en su casa o en el trabajo, obviamente por un tema de confort prende los aires acondicionados y los ventiladores y eso, lógicamente, repercute en el consumo que aumenta mucho".

Justamente a raíz de la ola de calor que está viviendo Mendoza por estos días, "toda la infraestructura trabaje forzada, no alcanza a descansar, a enfriarse. Está todo el tiempo con temperaturas muy altas", añadió. 

Para colmo de males, "en la noche tampoco tenemos una amplitud como para descansar, y como ahí también hace calor, no alcanzan a refrigerarse los transformadores y conductores, y eso deriva en algunos problemas en el sistema eléctrico".

Consciente del malestar generalizado que hay en los mendocinos por las temperaturas de estos primeros días del año, el especialista le pidió "al usuario que haga un uso racional de la energía".

"No pretendemos que no prendan los equipos de aire acondicionado, sabemos que es un tema de confort y que cada uno quiere estar bien", pero recomendó que se utilice a 24 grados.

Además, dio a conocer algunos consejos que harán disminuir el consumo, como por ejemplo, el hecho de "no tener encendidas luces ornamentales".

También recomendó que "al momento del lavado de la ropa, que junten una carga completa del lavarropa y no lo hagan por parte".

La misma situación pasa con el planchado, "porque la plancha cuando más consume es cuando se está calentando. La idea es que junten toda la ropa y la planchen de una vez para calentarla una sola vez".

Domínguez, al final de la charla, le pidió "al usuario que colabore con el servicio y que haga un uso racional de la energía".

Esta nota habla de: