Cinco protagonistas con menos vidriera, detrás de los proyectos para el Valle de Uco y La Paz

Ayer la ahora funcionaria nacional Patricia Fadel salió a anunciar la aprobación de proyectos que Mendoza discutió para el financiamiento del BID y contra lo que ella votó cuando era legisladora provincial. Suarez y Fernández Sagasti valoraron la decisión. Quiénes elaboraron los proyectos.

Memo

Martín Aveiro, Gustavo Soto y Héctor Ronco fueron protagonistas junto al ministro Mario Isgro, con menos vidriera que otros en el trámite y definición de la obra que generará un Sistema Integral de tratamiento de líquidos cloacales por $704 millones para el Valle de Uco.

Junto con el acueducto de La Paz, que permitirá ampliar la producción en una comuna que solo tiene unas 60 hectáreas cultivadas y que desde la gestión anterior apuesta también con fuerza a la ganadería, son las obras con financiamiento del BID que en la Legislatura de Mendoza fueron negadas por el peronismo, pero que ayer anunció una de las exlegisladoras que negó su voto, Patricia Fadel, hoy a cargo del Fondo Fiduciario Federal.

¿Qué tiene que ver Ronco, el jefe comunal de Rivadavia, con la obra valletana? Tal como lo determina el proyecto que empezó a ser elaborado en el verano pasado junto a técnicos de Aysam y el equipo de Planificación, los efluentes cloacales ya tratados adecuadamente para servir como recurso para riego, serán dirigidos hasta esa comuna en donde servirán también para ampliar la zona cultivable.

Suarez sale a disputar la obra que el PJ le adjudica a Fernández Sagasti

Había un déficit de proyecto hace un año en este asunto puntual, por lo que faltaba hacerlo "licitable". Pero allí enfocaron su trabajo las áreas vinculadas a lo técnico en el gobierno mendocino, se presentó finalmente.

En tanto, el Acueducto Ganadero de La Paz, que su intendente Fernando Ubieta defendiera en su momento inclusive contra la opinión de su partido, se elaboró durante la gestión de Alfredo Cornejo con la ingeniería del Ministerio de Infraesructura y la ingeniería del Departamento General de Irrigación, que conduce Sergio Marinelli. A fines de 2019 hubo visitas de los financistas a Mendoza, quienes revisaron el proyecto.

Endeudamiento para obras: el peronismo quiere posponer el debate por la elección nacional

El 20 de enero de 2020, Silvina Batakis recibió varios proyectos de manos de Isgro y quedaron en análisis sin éxito, ya que la Legislatura no los aprobó. Recién este año el Presupuesto permitió avanzar en algo y fue cuando las autoridades de Planificación e Infraestructura llegaron hasta los despachos porteños con la lista completa.

Es obvio que hizo falta presión y en el gobierno mendocino reconocen que pudo haberla ejercido la influyente Anabel Fernández Sagasti. En los pasillos de Casa de Gobierno no hay clima de "desmentida" hacia la legisladora, como se ha señalado desde algunos sectores, sino más bien comprenden su rol y "primereo" en el anuncio, por razones político partidarias.

Sin embargo, cuando los funcionarios más técnicos que políticos son consultados, ponen sobre la mesa los nombres de cuatro intendentes -dos peronistas y dos radicales- y un ministro: Aveiro, Soto, Ubieta, Ronco e Isgro.

Sobre este último, recalcaron que tuvo que viajar en plena pandemia, en auto, a Buenos Aires, sufriendo las decisiones locas de Alberto Rodríguez Saá en San Luis y los muchos otros baches municipales que generó el pánico a lo largo del camino.

De lo que se lamentan es de que no se le dé curso al Girsu (el Proyecto de Gestión Integral de Residuos Sólidos Urbanos) o la doble vía Rivadavia - Junín, que quedaron pendientes

Como "cotillón" político quedará lo insustancial: el peronismo seguirá insistiendo en su etiquetamiento como "vagos" a los funcionarios mendocinos, como freno a la llegada de más obras y recursos, y desde la calle Peltier seguirán ofreciendo datos sobre cómo la Nación relega a Mendoza por no ser gobernada por el Frente de Todos.

Lo que debería quedar en el medio -señalan en off desde ambos lados de la lógica disputa por recibir el aval ciudadano- son los hechos concretos, a modo de empujón a la situación actual que solo parece reconocer acciones por inercia.

Ahora, es la Nación la que tiene "la lapicera" en la mano y podrían haberse incluido, para darle un shock de obras con el Girsu y la doble vía Rivadavia - Junín, y beneficios múltiples (empleo en el proceso y producción al concretarse) a la provincia de Mendoza.

Esta nota habla de:
Más