La DGE prepara una nueva Ley de Educación: qué incluirá y cuándo se votaría

Este 2020, Mendoza podría tener finalmente una Ley Provincial de Educación actualizada a los tiempos que corren. La normativa vigente aún habla de EGB y Polimodal. La meta inicial del Gobierno es que el proyecto ingrese a la Legislatura en septiembre.

Tras varios intentos por actualizar la Ley Provincial de Educación, la DGE elabora un borrador para que antes de que termine el año Mendoza tenga una nueva normativa aprobada. Según pudo reconstruir Memo, el objetivo del Gobierno es sancionar una "ley marco" con preceptos generales y, más adelante, debatir leyes particulares.

Para reemplazar la normativa vigente, sancionada en 2002 y que incluye modalidades en desuso (EGB y polimodal, por ejemplo), por estas horas el equipo que encabeza José Thomas redacta un borrador que ingresaría a la Legislatura a fines de septiembre. Al menos esa es la intención de la Dirección General de Escuelas.

De esa manera, después del trabajo en comisiones, podría tratarse antes de fin de año: al ser un proyecto enviado por el Poder Ejecutivo, los legisladores estarían en condiciones de votarlo fuera del periodo de sesiones ordinarias.

El plan del Gobierno es, en primer lugar, sancionar una "ley marco" de Educación -una especie de "Constitución" que regule la educación en Mendoza- y a partir de 2021 debatir regulaciones en particular; por ejemplo, una Ley de Educación Superior, una Ley de Nivel Inicial, y así con otras áreas.

Consultado por Memo, Thomas señaló que "estamos trabajando en el marco normativo que se propuso el gobernador. Será una ley que esté orientada a modernizar y regular todo los cambios que ocurrieron desde comienzos del 2000 hasta hoy".

Los puntos centrales de la nueva normativa

En primer lugar, el proyecto de reforma adecuará la normativa provincial a la Ley Nación de Educación sancionada en 2006, actualizando también la "letra muerta" de la regulación local, como la división en Educación General Básica "EGB" y el Polimodal. En este punto, se podrá integrar los niveles inicial, primario, secundario y superior.

Asimismo, el objetivo del Gobierno es plantear la "bi-modalidad" educativa: que se contemple en la ley la integración de clases presenciales y a distancia. Originalmente, no se analizaba la "virtualidad", pero la pandemia de covid-19 cambió el panorama; incluso, Mendoza podría ser pionera en sancionar una ley que prevea esta posibilidad.

De hecho, la Ley Nacional vigente no incluye la posibilidad de clases a distancia aprovechando los medios online.

Desde la cartera educativa de Mendoza también señalaron a este diario que la ley marco de Educación podría incluir -y así darle un marco normativo- la educación sexual integral (ESI) y aspectos vinculados a la perspectiva de género. Actualmente, forman parte de la currícula en las escuelas, desde el Nivel Inicial (0 a 5 años).

En cuanto al avance del proyecto, esta semana se terminaría el primer borrador, redactado dentro de la DGE. La idea de Thomas y su equipo es compartirlo con un grupo de especialistas en educación, por fuera de lo partidario, e ir recepcionando las sugerencias y ejecutando eventuales cambios hasta mediados de septiembre, para entonces enviarlo a la Legislatura.

En 2014, Mendoza estuvo a punto de sancionar una Ley Provincial de Educación, seis años después de la aprobación de la Ley Nacional de Educación vigente. En aquel momento, el proyecto fue impulsado por el exlegislador y actual intendente de Godoy Cruz, Tadeo García Zalazar, pero las divisiones partidarias impidieron su aprobación.

Esta nota habla de:
Más de Poder